Asociaciones civiles convocan un marcha sin comunicar como "acto de desobediencia" contra "restricciones" del Gobierno

La organización 'Juntes sense por', movimiento que agrupa a cerca de 50 entidades civiles, ha convocado para el próximo 19 de febrero a las 19.30 horas, desde la plaza de San Agustín de Valencia, una manifestación reivindicativa contra la Ley del Aborto, la futura Ley de Seguridad Ciudadana y la próxima reforma del Código Penal. La marcha no ha sido comunicada administrativamente a Delegación de Gobierno como "acto de desobediencia" contra estas leyes que considera "restricciones" que impone el Gobierno.
Rueda de prensa de 'Juntes sense por' frente al instituto Lluís Vives
Rueda de prensa de 'Juntes sense por' frente al instituto Lluís Vives
EUROPA PRESS

La organización 'Juntes sense por', movimiento que agrupa a cerca de 50 entidades civiles, ha convocado para el próximo 19 de febrero a las 19.30 horas, desde la plaza de San Agustín de Valencia, una manifestación reivindicativa contra la Ley del Aborto, la futura Ley de Seguridad Ciudadana y la próxima reforma del Código Penal. La marcha no ha sido comunicada administrativamente a Delegación de Gobierno como "acto de desobediencia" contra estas leyes que considera "restricciones" que impone el Gobierno.

En este sentido, han informado en rueda de prensa convocada a las puertas del instituto Lluís Vives de Valencia, en recuerdo de los dos años de la Primavera Valenciana, que la manifestación se desarrollará por el centro de Valencia —no han especificado el recorrido— y se llevarán a cabo "acciones pacíficas de desobediencia".

Según han explicado, la convocatoria de este movimiento obedece a la "actitud criminal" del Gobierno y las "restricciones" previstas en las nuevas leyes. Así, abogan por la "desobediencia" civil como un "elemento legítimo ante leyes injustas".

Además, han entregado un manifiesto con el título, 'desobeint les vostres lleis' —desobedeciendo vuestras leyes—, en el que se considera la Ley del Aborto como un "ataque profundo a la autonomía, los derechos de las mujeres, sobre sus cuerpos y su sexualidad" que puede llevar a "prácticas altamente peligrosas para la salud" y que considera a las mujeres "incapaces de decidir" sobre la maternidad.

Por lo que se refiere a la ley de Seguridad Ciudadana, "ley Mordaza", advierte de que "hace desaparecer las faltas" en el texto legal y algunas infracciones menores pasan a ser consideradas "delitos leves", con lo que "se castiga lo que consideran desórdenes públicos". Así, pone como ejemplo que las concentraciones no comunicadas o grabar la actuación de la Policía es castigado con sanciones que van desde los 3.000 a los 600.000 euros, según resalta el texto.

En este sentido, afirma que el primer objetivo de estas "leyes represivas es el miedo y el control de la sociedad". Por ello, reclaman una "respuesta clara y contundente, desobediente y rebelde", y hacen un llamamiento al conjunto de la sociedad para "salir a la calle y desobedecer".

Entre las asociaciones que dan apoyo a este manifiesto se encuentran varias asambleas vecinales del 15M, el sindicato CGT e Intersindical Valenciana; la organización CIES No, varias organizaciones municipales del CUP; plataformas vecinales, o la PAH-València.

'

Acte contra la represssió'

Por otro lado, han anunciado la convocatoria de un 'Acte contra la repressió' —acto contra la represión—, el próximo 15 de febrero a las 19.00 horas en Ca L'estudiantat —antigua cafetería de la Facultad de Filosofía—. Este acto contará con la presencia de portavoces de la Asamblea Vecinal de Gamonal, Plataforma Antirrepresiva de Vallekas y la Koordinadora de Kolectivos de Parke Alcosa.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento