Sólo una de las concejalas díscolas del PSOE de Ourense asiste a la junta de gobierno

Opina que sus compañeras "tienen razones poderosas para no ir" y explica que, ante posibles problemas legales, se abstiene

Sólo una de las tres concejalas díscolas del PSOE de Ourense, Mónica Vázquez, asistió este lunes a la junta de gobierno local y, a su salida, ha explicado que pudo hacerlo porque se lo permitía "la agenda".

En declaraciones a Europa Press, ha concretado que este lunes pudo "conjugar" su agenda profesional con la política, algo que no logró en los 45 días que han pasado desde que se abrió la crisis en el Gobierno local ourensano.

"Hoy, además, fue fenomenal, porque se preveía aceptar la firma del convenio con Expourense para la feria Xantar, que es de mi área", ha añadido Vázquez, quien ha recordado que, a diferencia de las otras dos concejalas críticas que tienen asiento en este órgano, ella "no" presentó su renuncia. "Ni lo haré por ahora", ha apostillado.

En cuanto a la situación de esas dos compañeras, Susana Bayo (Medio Ambiente) y María Devesa (Participación Ciudadana), ha rechazado "opinar" tras indicar que la asistencia a las reuniones es "voluntaria".

En todo caso, sí ha juzgado Mónica Vázquez que si decidieron dejar de acudir a las juntas de gobierno local y a las reuniones de grupo municipal será que "tienen razones poderosas para no ir".

"ilícitos penales"

El pasado día 13, Bayo y Devesa remitieron al alcalde, Agustín Fernández, un escrito en el que le comunicaban su voluntad de abandonar la junta de gobierno local ante su temor a "incurrir en ilícitos penales" como consecuencia de la actuación de este órgano.

En cambio, Mónica Vázquez ha indicado que, por su trabajo como procuradora, tiene "mayor formación jurídica" y, por ello, cuando detecta algún problema de esa índole solicita informes. Y es que, como ha remarcado, su deber es "velar por la legalidad vigente, como todos".

"Muchas veces invoco mi derecho a abstenerme, en casos en los que puede determinarse incompatibilidad por mi profesión, según la legalidad vigente", ha profundizado, antes de juzgar que los motivos de sus dos compañeras "son de orden interno" y que "no tienen más interés" para la ciudadanía.

Con la vista puesta en la reunión que el Grupo Municipal Socialista en el Consistorio ourensano mantendrá el martes, ya ha anticipado que no asistirá por ser "incompatible" con su "agenda".

No hablan del asunto

Por su parte, la edilas María Devesa y Susana Bayo han compartido mesa este lunes en una rueda de prensa sobre un proyecto europeo en el que colaboran, entre otros, sus respectivos departamentos municipales.

Al ser preguntadas por su inasistencia a la junta de gobierno local, ambas han rechazado las preguntas relativas a la crisis abierta en el grupo socialista.

Bayo únicamente ha destacado que el Gobierno municipal "sigue trabajando como cada día desde hace tres años" y, en lo que a ella concierne, ha asegurado que no ha dejado de hacerlo "ni un solo minuto".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento