El debate soberanista ha causado escisiones y tensiones en casi todos los partidos catalanes

  • La salida de Aleix Vidal-Quadras del PPC después de 30 años es el último ejemplo de las discrepancias internas en los partidos catalanes.
  • La dirección del PSC mantiene un pulso con el sector crítico, tras sancionar a tres diputados díscolos.
  • Unió, más incómida con el proceso soberanista que CDC, ha sufrido bajas.
  • Han surgido nuevas formaciones independentistas, como Reagrupament.cat, Democràcia Catalana o el SI.
Miles de personas congregadas en el Paseo de Gracia, en Barcelona.
Miles de personas congregadas en el Paseo de Gracia, en Barcelona.
EFE

La salida de Aleix Vidal-Quadras del PPC después de 30 años de militancia, en principio, para encabezar la lista europea del nuevo partido Vox, es el último ejemplo de cómo el debate soberanista está cambiando el panorama político catalán y está causando escisiones y tensiones entre los diferentes partidos.

Vidal-Quadras asegura que el hecho de que él abandone el partido junto a otras figuras destacadas "no es un hecho aislado de carácter excéntrico, sino que responde a unas tensiones reales de notable calado". La líder del PPC, Alicia Sánchez-Camacho, le ha respondido este mismo lunes que "el PP está en el mismo sitio" y que "quien no lo estaba" era Vidal-Quadras.

Otro de los últimos episodios ha sido las sanciones que la dirección del PSC y el grupo parlamentario socialista han impuesto a sus tres diputados díscolos, así como la salida de la ejecutiva nacional de militantes como Fabian Mohedano, que asistió a un acto de ERC, y de diversos alcaldes socialistas de la corriente más soberanista de los socialistas, como Avancem. El alcalde de Lleida, Àngel Ros, ha dejado su escaño recientemente.

¿Nuevo partido socialista con exconsellers?

En el caso de los socialistas, exconsellers de la Generalitat, como Joaquim Nadal, Marina Geli, Antoni Castells o Montserrat Tura, no descartan que se acabe creando un nuevo partido a parte del PSC. De hecho, el también exconseller socialista y hermano del expresident Pasqual Maragall, Ernest Maragall, preside una nueva formación: Nova Esquerra Catalana.

Las tensiones en el PSC han llegado al ámbito municipal. Algunos alcaldes, como el de Sant Llorenç d'Hortons (Alt Penedès), se han dado de baja del partido y en el Ayuntamiento de Barcelona, Jordi Martí, líder del grupo municipal socialista, se ha posicionado a favor de los críticos. De hecho, ahora se dirimirá el próximo candidato socialista en las municipales en unas elecciones primarias.

Pero, ha habido otras muestras de discrepancia en otros partidos. Unió Democràtica de Catalunya es la formación de la colación CiU menos cómoda con el proceso soberanista. En diciembre de 2013, sufrió la baja de un centenar de militantes, aunque UDC afirmó entonces que los críticos no eran miembros "ni de hecho ni de derecho" del partido.

Quien sí fue una voz discordante visible fue el alcalde democristiano de Vic, Josep Maria Vila d'Abadal, quien el año pasado creó un nuevo movimiento político independentista,Moviment Demòcrata Català, al que se unieron  exmilitantes de Unió en la comarca de Osona y de otras demarcaciones.

De hecho, Vila d'Abadal, contrario a las directrices marcadas por Josep Antoni Duran i Lleida en la dirección de UDC, es ya exdirigente de Unió y ostenta el cargo de presidente de la Associació de Municipis per la Independència. Vila d'Abadal abandonó la formación democristiana porque Duran "se ha apropiado del partido", según explicó en diciembre de 2012.

Reagrupament y Laporta

En el ala más independentista del arco político catalán, también ha habido movimientos. El exconseller de ERC en el gobierno tripartido de la Generalitat, Joan Carretero,creó Reagrupament.cat, que en noviembre de 2013 ratificó su asociación a Convergència Democràtica de Catalunya, el partido liderado por el presidente de la Generalitat, Artur Mas, quien actualmente tiene un acuerdo parlamentario de legislatura con Esquerra Republicana de Catalunya, que, entre otras cosas, le ha valido para aprobar los presupuestos catalanes de 2014.

Pero, entre los independentistas también han ido surgiendo otras formaciones, como Solidaritat Catalana per la Independència (SI), con Uriol Bertran (ex de ERC), que consiguió representación en el Parlamento catalán en 2010, y Alfons López Tena, fundador del Cercle d'Estudis Soberanistes y considerado por entonces próximo a CiU. Joan Laporta, expresidente del Barça, lideró Democràcia Catalana y consiguió un escaño junto a SI, aunque acabó dejando su vinculación con Solidaritat y, actualmente, es concejal del Ayuntamiento de Barcelona en coalición con ERC.

De forma paralela a todos estos movimientos, la independentista de izquierdas CUP y los opositores al proceso soberanista Ciutadans son dos de las formaciones que están consiguiendo mejores resultados en las encuestas electorales desde que se inició el debate sobre la consulta. En el caso de C's, la formación también sufrió una escisión, la de Antonio Robles, quien pasó a militar en UPyD en 2009.

Por su parte, ICV-EUiA ha capeado el temporal del debate soberanista apostando por la consulta, pero sin pronunciarse aún si daría o no apoyo a una hipotética independencia de Cataluña. De hecho, no se descarta que, si se llegara a votar, apostara por adoptar la libertad de voto como la postura oficial de la coalición de partidos.

En el caso del PPC, Vidal-Quadras no es la única baja. Montserrat Nebrera, exdiputada de los populares, abandonó la formación para liderar su propio proyecto político, Alternativa de Govern (AdG). Nebrera llegó a apostar en un artículo por una separación "cordial" entre Cataluña y España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento