La proliferación de la tarifa plana ha disparado las llamadas al Teléfono de la Esperanza, que en 2006 superó las 10.000 entradas. Una media de 40 personas contactan diariamente con el centro, mientras que hace unos años la cifra era cercana a la mitad.

Tres cuartas partes de las llamadas las efectúan mujeres, pero su perfil ha cambiado. Durante mucho tiempo se trataba de mujeres casadas y con hijos que tenían problemas de soledad. En la actualidad, el porcentaje más alto es el de personas solteras (43,6%), en edades comprendidas entre 28 y 40 años.

«Existe un vacío espiritual en las nuevas generaciones, que han vivido con gran protección y que luego no saben enfrentarse a la vida», comenta Carlos Pérez, director del Teléfono de la Esperanza de Aragón. Asegura que muchas de las situaciones límite en la juventud proceden de la dificultad para emanciparse de los padres debido a los sueldo precarios.

Los problemas familiares y conyugales son los más frecuentes (alrededor del 65%), y en un 36,7% de los casos la persona que llama se siente impotente para resolver su problema o considera que no tiene solución.

El mayor número de llamadas tienen lugar de lunes a miércoles y se producen por conflictos ocurridos durante el fin de semana.

El mes de enero y las semanas posteriores al verano son las fechas más críticas del año y coinciden que es cuando se registra la cifra más alta de parejas rotas, según responsables del centro.

5 preguntas sobre...

... quién está al otro lado

1¿Cómo me puedo poner en contacto con el Teléfono de la Esperanza? Llamando al 976 322 828 a cualquier hora del día o de la noche o a través de la dirección www.telefonodelaesperanza.org.

2¿La asociación tiene algún otro tipo de servicio, además de la atención telefónica? Más allá de la primera atención para rebajar el nivel de angustia, se pueden concertar citas para recibir asistencia terapéutica gratuita con especialistas. El centro imparte también cursos de crecimiento personal y dinámicas de grupo sobre alcoholismo, ludopatía o trastornos alimenticios.

3¿Cuántas personas colaboran en la asociación y qué formación tienen? El centro cuenta con 152 trabajadores que colaboran de manera altruista, de los que 98 son orientadores telefónicos. Todos ellos han recibido numerosos cursillos formativos durante dos años antes de comenzar a atender las llamadas.

4¿Cuánto tiempo dedican a cada llamada? El Teléfono de la Esperanza invierte en cada llamada el tiempo necesario para solucionar el problema. La media es de 22 minutos, pero a menudo las llamadas conflictivas alcanzan las cuatro horas de duración.

5¿La información de la persona que llama es secreta? Totalmente. Los orientadores telefónicos apuntan algunos datos, como la edad o el estado civil, para realizar las estadísticas internas del centro, pero las llamadas son confidenciales y cada trabajador actúa desde una sala cerrada y sin gente alrededor.