La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) en Córdoba informa de que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha reconocido el derecho de un guardia civil, destinado en el Destacamento de Tráfico de Córdoba, a ser condecorado por el atentado terrorista que sufrió, entre otros afectados, por parte de ETA el día 14 de junio de 1986 en la Plaza de la República Dominicana de Madrid, cuando explosionó un coche bomba al paso de un autocar en el que circulaban numerosos guardias civiles que se dirigían a hacer prácticas de conducción de motocicletas durante la realización del Primer Curso de Circulación y Tráfico.

Según recuerda la AUGC, en dicho atentado fallecieron varios guardias civiles y otros resultaron heridos, entre ellos el agente al que se alude. "Incomprensiblemente, en su momento se concedieron determinadas distinciones a algunos de los afectados, mientras que no se hizo lo mismo con otros", apunta el sindicato.

Por ello, dicho guardia civil destinado en el Destacamento de Córdoba solicitó que se instruyera el expediente preceptivo para concederle la Cruz al Mérito de la Guardia Civil con Distintivo Rojo, del mismo modo que ya se había hecho con otros compañeros que sufrieron el mismo atentado.

Sin embargo, el Director General de la Guardia Civil desestimó su solicitud, por lo que asesorado por los servicios jurídicos de AUGC interpuso recurso contencioso administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que ha dictado sentencia estimando el recurso y declarando el derecho del citado guardia civil "a que por la Dirección General de la Guardia Civil se ordene la instrucción del correspondiente expediente sumario para que la concesión de la Cruz de la Orden del Mérito del Cuerpo de la Guardia Civil con Distintivo Rojo".

El tribunal argumenta que "el actor había acreditado que se había concedido la medalla solicitada a 12 guardias civiles fallecidos en el atentado terrorista de la Plaza de la República Dominicana y a otros nueve que habían resultado heridos de diversa consideración, sin que el razonamiento para concederlas hubiera sido la mayor gravedad de las mismas", de modo que, agrega, "procede entender que estamos ante esos mismos supuestos en base a los cuales se ha considerado que se infringía por la administración la igualdad de trato jurídico ante la Ley y, en consecuencia, procede la consideración de las resoluciones recurridas contrarias a derecho, debiendo estimarse el recurso".

Cabe destacar que la Cruz del Mérito de la Guardia Civil con Distintivo Rojo es pensionada, por lo que lleva aparejada una retribución mensual equivalente al 15 por ciento del sueldo.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.