El portavoz de Agricultura del Grupo Socialista, Pablo García, ha reclamado al Gobierno gallego que aproveche el alza de precios de la leche "por la demanda externa" para introducir contratos lácteos que "protejan" a los productores. De lo contrario, ha advertido que, cuando haya una bajada, "lo pagarán" los ganaderos.

Así lo ha manifestado en una rueda de prensa en la Cámara autonómica, donde ha denunciado que la "renuncia" del Ejecutivo de Feijóo a "aplicar medidas" que permitan garantizar los precios supone "cebar otra gran crisis" en la que los productores de leche se quedarán sin apoyo del Gobierno gallego.

El parlamentario ha subrayado que, a día de hoy, no se cumplió "ni uno solo" de los compromisos adquiridos por el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, con los ganaderos hace un año, en plena huelga sectorial, lo que demuestra —ha añadido— que el titular de la Xunta "además de no tener palabra, tampoco tiene firma".

"Mientras nuestros más directos competidores aprovechan estos momentos donde el precio de la leche está alto para firmar contratos de larga duración y garantizar así una estabilidad, aquí los contratos son de dos o tres meses incumpliendo la ley con la bendición del Gobierno gallego", ha subrayado.

Igualmente, ha esgrimido que la Ley de Cadena Alimentaria no recoge "las inquietudes ni pretensiones" de los ganaderos gallegos y estable un sistema de arbitraje que supondrá "una falsa caricatura del sistema francés". "Aquí sigue siendo voluntario adherirse", ha argumentado, dando por hecho que las industrias no permitirán que se desarrolle.

"Feijóo se limita a asentir con lo que diga Arias Cañete", ha continuado, para lamentar que el Ejecutivo gallego aún no haya ofrecido "ningún tipo de posición" delante de la reforma de la Política Agraria Común (PAC). Por último, ha subrayado que el sector aún "no conoce" los supuestos acuerdos beneficiosos anunciados por Feijóo en su último viaje a México.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.