María José Carrascosa
María José Carrascosa habla con su abogado durante una comparecencia en Nueva York. EFE
El juez de un tribunal federal de Nueva Jersey desestimó este jueves la petición de poner en libertad a la española María José Carrascosa, que continuará confinada en la cárcel de Bergen, en ese estado vecino de Nueva York.

El juez Dickinson R. Debevoise tomó la decisión después de una larga vista en la que el abogado de Carrascosa, Alan Lewis, argumentó que debía de ser puesta en libertad debido a su delicado estado de salud y porque consideraba ilegal la detención, pues estima que la jurisdicción sobre el caso pertenece a España.

Encarcelada por no devolver a su hija al padre

Carrascosa ingresó en la prisión tras ser detenida el pasado 21 de noviembre acusada de secuestrar a su hija y por desacato a la autoridad, tras haber permanecido tres meses escondida de la Justicia norteamericana.

A pesar de que en enero de 2006 la Audiencia Provincial de Valencia concedió la custodia de su hija a María José y ordenó la retirada del pasaporte de la pequeña para evitar su salida de España, la Corte Superior de Nueva Jersey siguió un proceso paralelo, que acabó dando la razón al padre, Peter Innes, de nacionalidad estadounidense.