Gradas del Camp Nou
Las ganancias de la operación servirán para remodelar el Camp Nou. ARCHIVO
El Fútbol Club Barcelona quiere construir pisos en la superficie que actualmente ocupa el Miniestadi. Con esta operación el Barça podría ganar hasta 400 millones de euros que servirían, entre otras cosas, para remodelar el Camp Nou .

Lo anunció ayer el presidente del Barça, Joan Laporta, durante la firma de un acuerdo de colaboración con el Col·legi d’Arquitectes de Catalunya por el cual se establecen las bases del concurso para escoger el arquitecto que se encargará de proyectar al que llaman el "Nou Camp Nou".

Depende del Ajuntament

Por el momento, el macroproyecto está "en fase de estudio", según la concejal de Urbanisme del Ajuntament, Assumpta Escarp, aunque confirmó también que se están manteniendo conversaciones con el club.

El macroproyecto está en fase de estudio y supondría la modificación de los planes urbanísticos
Ahora bien, la demolición del Miniestadi y la posterior construcción de bloques de pisos supondría la modificiación de los planos urbanísticos de la zona y, en todo caso, Escarp hizo hincapié en que, de ser así, se haría una consulta previa al distrito y a los vecinos.

Por ahora, la Asociación de Vecinos del barrio, que se opuso a los anteriores planes urbanísticos del Barça, está estudiando el proyecto y no se ha pronunciado al respecto, según confirmaron a 20 minutos.

Lo que ganará el Barça

La demolición del Miniestadi dejaría libre de 100.000 a 120.000 m2 edificables, lo que supondría unos ingresos para el Barça de hasta 350 millones de euros.

Sumando los 50 millones de euros con que están valorados los dos tercios de la parcela de Can Rigalt, que también son propiedad del Barça, el club azulgrana ganaría un total de 400 millones de euros.

Estos ingresos servirían, según aclaró ayer Laporta, para reformar y ampliar el Camp Nou, edificar un nuevo Palau Blaugrana y "también para reinvertir en patrimonio".

Laporta pidió que "el ritmo que marque el Ajuntament sea lo más acelerado posible".

Un estadio de los «más modernos»

Convertir el Camp Nou en uno de los estadios "más modernos del mundo". Ése es el objetivo de la futura remodelación del actual campo de juego del Fútbol Club Barcelona, según explicó ayer el presidente del club, Joan Laporta.

Se espera que el proyecto pueda ser presentado el próximo 24 de septiembre. Laporta apuntó la posibilidad de completar la tercera corona de la gradería o incluso cubrirla. Lo que sí es seguro es que se mantendrá la estructura original del Camp Nou, ideada por el arquitecto Francesc Mitjans.