El Juzgado número 6 de Oviedo ha condenado al Ayuntamiento de Llanera a reconocer el carácter indefinido de dos trabajadoras, María José F.R. y María José M.D., que llevaban desde hace años con sucesivos contratos temporales, según los fallos judiciales a los que ha tenido acceso Europa Press.

Ambas, defendidas por el letrado Diego García Diego, director de Novaley, comenzaron aprestar servicios en el Ayuntamiento de Llanera para el 'desarrollo del programa de Intervención Técnica de Apoyo a la familia en la Agrupación de Ayuntamientos de Llanera, Riosa, Morcín y Ribera de Arriba'.

En el caso de María José F.R., que trabajaba en el consistorio de Llanera con la categoría profesional de psicóloga, el juez reconoce la condición de trabajadora indefinida del Ayuntamiento por considerar que la contratación a medio de un contrato de trabajo temporal es fraudulenta ya que a obra o servicio que presta es de carácter permanente y no temporal.

Respecto al caso de maría José M.D., con la categoría pofesional de educadora, el juez ha señalado que "la demandante fue contratada por el Ayuntamiento y que en el contrato se hacía referencia como causa del mismo a la realización de sus funciones dentro del programa de intervención técnica de apoyo a la familia, no identificándose en realidad y claramente ninguna obra o servicio temporal".

"Difícilmente puede sostenerse la temporalidad del servicio prestado cuando consta acreditado que la actora viene realizando de forma continuada, desde el año 2000, las mismas tareas y labores de intervención técnica de apoyo a la familia, siendo tal hecho de difícil acomodo con una calificación de temporal de su dedicación laboral", añade.

Consulta aquí más noticias de Asturias.