Se trata de una iniciativa para evitar los graves dolores de espalda que sufren los alumnos.