La Conselleria de Educación y las patronales de la enseñanza han acordado concertar, y subvencionar, por tanto, el bachillerato para el próximo curso 2007/08, como ocurre actualmente en los niveles educativos inferiores: primaria y secundaria. 

La Conselleria de Educación reconoce abiertamente sus pretensiones, pero esgrime que «forman parte de un acuerdo que se alcanzó en julio de 2004 entre los sindicatos y la patronal del sector». En estos momentos, continúa, «se están desarrollando las actuaciones para garantizar el cumplimiento del acuerdo».

La Confederación de Padres y Madres de Alumnos Gonzalo Anaya preferiría que ese dinero fuera a la escuela pública y a la creación de más institutos públicos.

Para la coordinadora de Esquerra Unida Gloria Marcos, concertar el bachiller podría atentar contra la enseñanza laica y en valenciano: «Es un tramo de educación no obligatoria que quedaría en manos de centros con un ideario religioso marcado y sin voluntad ni interés por los estudios en valenciano».