También por los universitarios, pues los inmuebles están a apenas dos minutos del Campus Sur. Los apartamentos de una habitación con plaza de garaje no bajan de los 420 euros al mes, mientras que los pisos de 100 metros cuadrados se están alquilando por 750 euros. Estos precios son similares a los de una hipoteca en uno de los nuevos barrios residenciales de la ciudad. Los profesionales esperan también unos precios muy altos para el alquiler de los bajos comerciales.