La contrata de limpieza y basuras de la ciudad de Zaragoza saldrá finalmente a concurso público. Después de que a finales de la semana pasada no se llegara a un acuerdo para renovar el contrato a la empresa que se encarga de este servicio, FCC, el equipo de Gobierno local ha decidido que convocará un concurso público.

El Ayuntamiento ha garantizado, no obstante, que la empresa que termine encargándose de la limpieza dará trabajo a la plantilla actual.

La nueva concesión, que se prolongará durante diez años, podría estar adjudicada a finales de año y comenzaría a trabajar en febrero de 2008. El contrato de FCC vence el próximo verano, pero se le dará una prórroga de seis meses para facilitar la puesta en marcha de la nueva contrata. Esta decisión se deriva de la negativa del PP a prorrogar durante tres años la prestación del servicio a FCC.

La Junta de Gobierno local, que se reúne hoy, se encargará de cerrar los últimos detalles del pliego de condiciones. Entre las opciones de futuro, se baraja la posibilidad de dividir Zaragoza en dos zonas de limpieza, como ya se hace en otras ciudades.