Este organismo deberá ratificar la decisión del Comité Autonómico de Ética que avala la retirada del respirador mecánico que mantiene con vida a Inmaculada, de 51 años, la mujer que en noviembre pidió públicamente la eutanasia.

Según ha explicado a 20 minutos, el abogado de Inmaculada, Ignacio Fernández, este fallo podría prolongarse un mes más, aunque la decisión favorable a la desconexión por parte del Comité de Ética es un verdadero paso adelante para ella y para otros enfermos en su misma situación.

Sin embargo, aunque el Consejo Consultivo diera su visto bueno a la desconexión de Inmaculada, el centro médico en el que se encuentra ingresada, el Hospital San Rafael de Granada (de carácter religioso), podría negarse a hacerlo, algo que según el letrado no supondría un revés al proceso. Y es que, aunque el sanatorio es privado, la estancia de Inmaculada está tutelada por el Servicio Andaluz de Salud.