El 43% de los casos de cáncer pueden prevenirse
Amparo Bernet. (Soledad Amatriain)
El 43% de los cerca de 11 millones de casos de cáncer que se diagnostican cada año en el mundo se podrían evitar con medidas sencillas. Con motivo del Día Mundial contra el Cáncer, celebrado ayer, la Unión Internacional Contra el Cáncer quiso remarcar la importancia de la prevención con el lema Niños de hoy, mundo del mañana. De hecho, ocho de cada diez casos de esta enfermedad en adultos se podrían prevenir fomentando hábitos saludables en la infancia.

La fórmula para esta reducción de casos empezaría con cuatro medidas: evitar que los niños crezcan rodeados de humo de tabaco; actividad física regular y alimentación saludable; seguir un calendario de vacunaciones contra infecciones que pueden provocar cáncer; y evitar la sobreexposición al sol.

Cifras de esperanza

Cigarrillos fuera. Si los fumadores abandonaran hoy el tabaco, se evitarían ocho de cada diez cánceres de pulmón.

Botella cerrada. Si además no probáramos el alcohol, se reducirían un 80% los tumores de cabeza y cuello.

Menú sano. Seguir una dieta rica en fibras, verduras y frutas es uno de los hábitos saludables que previenen el 40% de los cánceres.

Pasa a crónica. La supervivencia en el cáncer infantil es superior al 75%, pasando de mortal a crónico.

Del 20 al 75%. En los enfermos de cáncer de hueso ha pasado del 20 al 75%.

A tiempo. Una inmediata acción preventiva salvaría dos millones de vidas hasta el año 2020 y 6,5 hasta 2040.

Ellos no se dejaron vencer

Amparo Bernet. Preside la Asociación de Mujeres Mastectomizadas de Valencia.

«Le busqué novia a mi marido»

Hace 22 años que me diagnosticaron el cáncer en una mama. Había adelgazado mucho tras la muerte de mi madre y fue cuando me noté un bulto. Mi ginecólogo le quitó importancia, pero cuando me lo extrajeron se dieron cuenta de que me había afectado más de la cuenta y tenía ramificaciones. Pasé quimio y radioterapia. Fue un drama horrible, en aquel momento no había tanta información y siempre pensabas que te ibas a morir. Pensé que debía dejarlo todo atado, así que incluso le busqué una novia a mi marido para que cuidara de él y de mis dos niños, que eran pequeños. Todos ellos han sido extraordinarios conmigo. Sin embargo, aún tiemblo cuando voy a las revisiones. Hace cinco años me quitaron otro tumor muy similar de la otra mama, pero hay que aprender a vivir con ello, asumirlo y sobrellevarlo para que la enfermedad no te pueda superar. Por eso vivo la vida a tope y aprovecho cada momento. Nunca sabes qué puede pasar al mes siguiente.

Juan Saura. 72 años, ha superado un cáncer de colon.

«El tumor se quedó en el quirófano»

Cuando hace cinco años me dijeron que tenía cáncer de colon no me sorprendió. Después de unas vacaciones fui al médico porque notaba ciertos síntomas. La doctora me dijo que no parecía muy bueno, por lo que me mandaron varias pruebas, entre ellas una colonoscopia. Quise ir solo a la consulta a que me explicaran los resultados y, sobre todo, para que mi mujer no se tuviera que enterar de esa forma. De todas formas, yo ya me lo esperaba porque tenía los síntomas claros de la enfermedad y me había documentado mucho sobre ello. Pasé un tiempo con tratamiento de quimioterapia para disminuir lo más posible el tumor y a las cinco semanas decidieron operarme. El médico le dijo a mi familia que el 99,9% del tumor se había quedado en el quirófano. Y realmente todo había salido muy bien. Desde ese momento sólo he tenido que pasar las revisiones anuales. Siempre hay que tomarse este tipo de cosas con paciencia y acostumbrarse a ello, pero estoy muy bien y vivo la vida como cualquier otra persona. Tengo tres hijos y cuatro nietos y, sobre todo, muchas ganas de seguir haciendo cosas.

Leticia Moral. Asociación Española contra el cáncer.

«Sigue bajando la incidencia infantil»

¿Tenemos buenas noticias en torno al cáncer?

Sí. La tasa de supervivencia aumentó un 0,5% en 2005 en todos los tipos de cáncer. Esta tasa ha experimentado un gran avance en los últimos diez años. Ahora, el 60% de los enfermos a los que se les diagnostica cáncer sobreviven hasta cinco años. En el caso de tres de los más frecuentes (mama, próstata y útero) es superior al 64%. Y la incidencia de cáncer infantil ha seguido bajando en los últimos años.

¿A qué se debe la mejoría?

En el caso del cáncer de mama tenemos muy claro que la mejoría se debe a los programas de detección precoz. En este sentido, es muy importante que las autoridades hagan más hincapié para que los ciudadanos se impliquen en las campañas de detección precoz.

¿Cómo está incidiendo la investigación genética en el tratamiento del cáncer?

Aunque aún es pronto, ya está consiguiendo tener aplicación en el tratamiento real. Por ejemplo, ha conseguido detectar determinados marcadores del cáncer de mama.

¿Qué papel juegan asociaciones como la suya?

Nosotros contamos con 4.000 voluntarios que acompañan a enfermos en los hospitales; están con ellos y sus familias en casa; ofrecemos grupos de autoayuda y programas para dejar de fumar; resolución de dudas, etc. La labor se podría resumir en información y acompañamiento.

¿Cuál es la cruz de la moneda del cáncer en España?

El conocimiento científico y la asistencia de nuestra sanidad en materia de cáncer son equivalentes a los de los países más avanzados. Sí que habría que mejorar la atención personalizada de los enfermos de cáncer. Cuando tienen una recaída comparten cola en urgencias con gente que en el 90% de los casos tienen patologías leves. J. Mesa.

Bio

Leticia Moral, especialista en Psiquiatría. Pdta. de la Junta de Provincial de Madrid de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC).