El Instituto Aragonés de Empleo (INAEM) ha aprobado, durante la presente legislatura, la realización de 95 escuelas taller y talleres de empleo con un presupuesto de 15.111.973 euros y 1.171 alumnos, ha indicado el director gerente de este organismo del Gobierno de Aragón, Jorge Escario, quien ha comparecido en Comisión parlamentaria este lunes.

En 2013 se han generado 27 proyectos que han llevado a cabo 371 alumnos, con un coste de 10 millones de euros, y en 2012 el gasto ha ascendido a 9,3 millones de euros, lo que ha permitido poner en marcha 23 proyectos para 273 alumnos trabajadores. Además, mediante el Plan Impulso se han puesto en marcha 45 proyectos de talleres de empleo destinados a 527 alumnos.

Las escuelas taller y los talleres de empleo son dos políticas activas de empleo cuyo objetivo es facilitar la ocupabilidad de los desempleados mediante una fórmula de formación y trabajo en alternancia.

El 60 por ciento de los proyectos provienen de ayuntamientos y el resto son de diputaciones, comarcas y fundaciones sin ánimo de lucro, ha continuado Escario.

El gerente del INAEM ha informado de que el criterio para autorizarlos es la tasa de desempleo en cada comarca, el carácter emergente de la actividad, la adecuación de los programas formativos a los certificados de profesionalidad, la calidad del proyecto, la innovación, las buenas prácticas ambientales, el grado de inserción de las ediciones anteriores, la continuidad de las obras y servicios que se realizan los resultados de las encuestas a los alumnos.

Además, los dos últimos años se han introducido otros dos criterios, que son que las localidades de no más de 20.000 vecinos no reciban más de un programa, lo mismo que en el caso de las comarcas de menos de 30.000 habitantes.

En 2013 se han añadido nuevas condiciones, como son que los proyectos tengan unidad y un claro valor añadido, que todas las instalaciones estén ya preparadas, que tengan conexión a Internet y correo electrónico y que cada entidad promotora presente dos solicitudes como máximo.

Ha garantizado que estas dos políticas activas de empleo "van a continuar con toda seguridad" y ha precisado que "nunca han estado en tela de juicio".

EMPLEABILIDAD

El diputado de IU, Luis Ángel Romero, ha resaltado la "necesidad" de fomentar los programas de formación, de orientación profesional y los que mejoran la empleabilidad, "máxime en la situación crítica en que se encuentra la Comunidad, con una alta tasa de desempleo".

El parlamentario del PAR, Antonio Ruspira, ha defendido los criterios de aprobación de los proyectos y, respecto a la no utilización de todos los fondos dispuestos, ha indicado que "hay proyectos que entran y proyectos que no entran".

El diputado socialista, Vicente Larred, ha puesto de relieve "el éxito que estos programas han tenido en los últimos 10 años", con más de 10.000 alumnos, y ha defendido la continuidad de estos programas. Ha preguntado si el Gobierno va a dar continuidad a los mismos.

Para el diputado de CHA, José Luis Soro, "este es un buen ejemplo, al menos en lo formal, de como hay que hacer las cosas". En su opinión, "en el lado opuesto estaría el Fondo de Inversiones de Teruel, del que desconocemos las valoraciones".

Este parlamentario ha reclamado a Escario que "sabiendo ya que Rudi y Biel se han puesto de acuerdo, cuál va a ser la cuantía destinada a las escuelas en los presupuestos del año que viene". Además, para él, "el Plan Impulso demuestra que lo aprobado era insuficiente".

La parlamentaria del PP, Yolanda Vallés, ha apoyado los criterios de aprobación, que son "continuados en el tiempo", y ha negado que se haya producido un "reparto sospechoso" de proyectos en ayuntamientos de los partidos gobernantes.

Reforma laboral

En otro orden de cosas, la Comisión de Economía y Empleo ha rechazado, con los votos de PP y PAR, una proposición no de ley del PSOE cuyo objetivo era impulsar un acuerdo entre el Gobierno de España y los agentes sociales y económicos para articular "una moratoria de los despidos por causas económicas" hasta 2015. Han votado a favor CHA e IU, además de los socialistas.

El diputado del PSOE, Florencio García Madrigal, ha trasladado al resto de parlamentarios que su Grupo "seguirá trayendo estas iniciativas porque no nos gusta la reforma laboral y no ganarán por agotamiento las políticas antisistema del PP". En su opinión, la nueva normativa está dando "pésimos resultados" y "sigue la involución en las actuaciones económicas con una situación de drama en el desempleo".

Por su parte, Yolanda Vallés (PP) no ha apoyado el texto al considerar que "el objetivo de evitar el paro y conseguir mayor crecimiento se está produciendo", por lo que había presentado una enmienda de sustitución que no ha sido aceptada por el PSOE. También ha votado en contra Ruspira (PAR), quien ha defendido que "hay que seguir dejando trabajar a la reforma laboral", animando además al PP a "presentar la enmienda como iniciativa propia".

Los Grupos de CHA e IU sí que han expresado su posición favorable. Desde la primera de estas formaciones, José Luis Soro, aunque ha asegurado "tener más dudas que certezas" sobre el texto, ha mostrado su apoyo a la propuesta, al igual que ha hecho Luis Ángel Romero (IU), quien ha insistido en que "se seguirá pidiendo la derogación de la reforma porque crece el desempleo continuamente".

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.