Las autoridades mexicanas encontraron más de diez toneladas de cartas abiertas procedentes de Estados Unidos que nunca llegaron a su destino y que había robado un cartero durante años para extraer documentos de valor.

El portavoz de la Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía) en Ciudad Juárez, Angel Torres, dijo que el Servicio Postal Mexicano (Sepomex) presentó una denuncia en contra de un grupo de empleados y confirmó el rescate de las miles de cartas robadas desde hace casi diez años.

Es el caso más escandaloso de robo de correspondencia de que se tenga memoria en Ciudad Juárez

Torres explicó que este es el caso más escandaloso de robo de correspondencia de que se tenga memoria en Ciudad Juárez, fronteriza con EEUU.

Agregó que las cartas se encontraban en los cerca de 1.100 sacos que fueron encontrados en el domicilio del cartero, que abría la correspondencia para buscar cheques de pensión estadounidenses y giros postales.

El portavoz de la PGR señaló también que agentes federales efectuaron un registro en el domicilio del cartero, quien se encuentra prófugo, y después dieron fe de la correspondencia que días antes sacaron de ese mismo lugar autoridades de la Sepomex.

El agente ministerial, que dirigió el operativo del registro, dijo que se investigan tres delitos federales: robo, ejercicio indebido del servicio público y violación a la Ley de Vías Generales de Comunicación.

Torres dijo que las cartas abiertas, algunas con matasellos de 1999, se encuentran bajo resguardo de Sepomex, aunque las autoridades decidirán cuándo y cómo se distribuirán a sus destinatarios.