pixel
.

El vídeo, publicado por el diario The Sun, fue grabado por una turista australiana que encontró al músico en un hotel tailandés.

Por lo visto, un grupo de turistas coincidió con el polémico cantante en Tailandia, que se encontraba allí de vacaciones con Kate Moss.

Las fans invitaron a Doherty a subir a la habitación y allí el cantante comenzó a inyectarse cocaína en su presencia. En el vídeo del diario The Sun puede verse incluso como Doherty recibe una llamada de teléfono de su ahora ex-novia.

Ese hecho ocurrió el mes pasado, dos días después de que Moss y Doherty se casaran bajo el rito budista.

De acuerdo al Sun, Moss se ha sentido muy decepcionada e indignada con el cantante por las imágenes publicadas ayer, y ha decidido abandonarlo.

Esta semana, la pareja fue vista ingresar junta en una clínica de desintoxicación en Londres, donde la modelo llevó a su pareja para luchar contra su adicción a las drogas.

Además, organizaciones que luchan contra la dependencia a las drogas y el alcohol acusaron a Doherty de promover con su conducta el consumo de estupefacientes en los jóvenes.