Tres 'picassos', entre los cinco cuadros más caros de la historia vendidos en una subasta

  • 'El grito' de Munch ha sido destronado por un tríptico que el pintor Francis Bacon dedicó a su amigo Lucian Freud, subastado por 142,4 millones de dólares.
  • La emblemática obra de Munch salió a una puja por última vez en mayo de 2012, y alcanzó la friolera de 119,9 millones de dólares.
  • Los tres siguientes lienzos que han alcanzado un precio más alto en subasta son del artista malagueño Pablo Picasso.
Dora Maar con gato, de Picasso.
Dora Maar con gato, de Picasso.
ARCHIVO

El mítico cuadro El grito de Munch ha sido destronado. El hasta ahora cuadro más caro jamás subastado ha sido superado por un tríptico que el pintor Francis Bacon dedicó en 1969 a su amigo y famoso pintor Lucian Freud, y que este martes fue subastado en Nueva York por 142,4 millones de dólares (unos 106 millones de euros), convirtiéndose también en la obra más cotizada del artista.

El grito fue subastado por última vez en mayo de 2012, y alcanzó la friolera de 119,9 millones de dólares (89,3 millones de euros). Si se tuviera en cuenta la inflación, el precio sería de 122,2 millones de dólares, con lo que aún quedaría por debajo de Three Studies of Lucien Freud.

Más allá de la calidad o el prestigio, lo que marca la diferencia en el mundo de las subastas es la ley de la oferta y la demanda. Y estos son los lienzos más cotizados del mundo:

  • Tres estudios de Lucien Freud, de Francis Bacon (1969). Era uno de los cuadros favoritos del pintor irlandés, que murió en Madrid en 1992. Esta obra en tres paneles subastado por Christie's en Nueva York por 142,2 millones de dólares, no solo es la pintura más cara jamás subastada sino que ha superado también con holgura los 86 millones de dólares de su último cuado subastado (Triptych, 1976). No obstante, todavía queda lejos de ser el cuadro más caro jamás vendido, más allá del mundo de las pujas: Los jugadores de cartas, de Paul Cézanne, que se estima fue vendido a la casa real de Catar por entre 250 y 300 millones de dólares.


  • El GritoEl grito, de Edvard Munch (1895). Es el cuadro más famoso del autor noruego, que cuenta con cuatro versiones en total. La versión más famosa se encuentra en la Galería Nacional de Noruega y otras dos versiones del cuadro se encuentran en el Museo Munch, también en Oslo. La cuarta fue subastada en mayo de 2012 por Sotheby's en Nueva York, y alcanzó un precio de 111,9 millones de dólares (89,3 millones de euros). El comprador fue Leon Black, un hombre de negocios norteamericano, perteneciente a una adinerada familia de emigrantes judíos. Su anterior dueño fue Petter Olsen, un multimillonario noruego perteneciente a la familia propietaria de la naviera Fred. Olsen & Co.


  • Desnudo, hojas verdes y busto, de Pablo Picasso (1932). Si medimos a un pintor por la cotización de sus obras, Pablo PicassoDesnudo con hojas de Picasso.sería el más importante del mundo. Tres de sus cuadros están entre los siete más caros, de momento, su lienzo más cotizado es este: un comprador anónimo pagó 106,5 millones de dólares (79,4 millones de euros) en mayo de 2010 en una subasta de Christie's en Nueva York. Con anterioridad había sido propiedad del abogado y filántropo norteamericano Frances Lasker Brody.


  • Muchacho con Pipa de PicassoMuchacho con pipa, de Pablo Picasso (1905). Sólo un peldaño más abajo está este cuadro del periodo rosa de Picasso, que el malagueño pintó en 1905 con sólo 24 años. Cuando la obra se vendió en 2004 en una subasta de Sotheby's por 104,2 millones de dólares (77,6 millones de euros), Pepe Karmel, experto en la obra picassiana, afirmó estar "sorprendido". Dijo: "Que una pintura agradable pero menor se pague como una obra maestra demuestra que el mercado está a años luz de los verdaderos valores del arte".


  • Dora Maar con gato, de Pablo Picasso (1941). Maar fue una prestigiosa artista de la época que durante siete años compartió su vida Dora Maar con gato, de Picasso.con el pintor. Ella dijo de Picasso: "Cada vez que cambia de pareja, cambia de estilo". Sus años con Maar fueron especialmente prolíficos y cuando la abandonó en 1946, la artista tuvo que ser internada en un psiquiátrico. El lienzo, que deja translucir tanta pasión como rencor —ella aparece con garras—, fue comprado en 2006 por el magnate ruso Boris Ivanishvili por 95,2 millones de dólares (70,9 millones de euros) en una subasta de Sotheby's, Nueva York.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento