Patrullas en Pakistán
Patrullas de soldados paquistaníes recorren las calles de Peshawar tras los recientes actos de violencia sectaria (Reuters) Ali Iman / Reuters
Al menos diez personas murieron este sábado y otras 42 resultaron heridas a consecuencia de una explosión que se produjo en una mezquita de la localidad de Peshawar, capital de la provincia del noroeste de Pakistán, según informaron fuentes policiales.

La bomba estalló en una mezquita de creyentes musulmanes de la minoría chiíta y causó la muerte, entre otros, de un alto oficial de policía de Peshawar, Malik Saad.

Aunque aún no hay datos concretos sobre la autoría del atentado, la provincia del noroeste de Pakistán sufre episodios de violencia con frecuencia debido a la tensión existente entre las comunidades chiita y suní, que conviven en la zona.

El pasado jueves murieron dos personas en otra explosión que tuvo lugar en un concurrido mercado de la ciudad de Hangu, que se une a otros dos atentados registrados a mediados de este mes en los que perdieron la vida otras seis personas.