Un hombre de 38 años fue detenido el martes en Vitoria por insultar y agredir a su esposa en el domicilio de ésta y en presencia de su hija de siete años. La pareja estaba en trámites de separación y la víctima explicó que las agresiones eran frecuentes.

Por otra parte, un hombre de 46 años fue arrestado ayer en Barakaldo por romper una orden de alejamiento de su hermana. El detenido fue interceptado en el portal de la mujer.

Con hechos como éste, las denuncias por agresiones machistas en Euskadi en 2006 han aumentado un 9% respecto a 2005. El pasado año hubo unos 3.800 casos.

Además, las XII Jornadas de Enfermería contra la Violencia de Género analizaron ayer en Bilbao el protocolo de detección del maltrato del Hospital de Cruces. Se enseñó a las enfermeras a destapar casos fijándose en la ropa, el habla o las heridas.