Detenido el miembro de Segi que reapareció en Pamplona escoltado por un muro humano

  • Se trata de Luis Goñi, condenado a 6 años de cárcel por pertenencia a Segi, una organización de la izquierda abertzale ilegalizada por su vinculación a ETA
  • La Policía le ha detenido tras traspasar el muro humano que le rodeaba desde las 14.30 de este domingo.
  • Goñi reapareció este domingo en Pamplona coincidiendo con una manifestación convocada por Herri Harresa en defensa de la desobediencia civil pacífica.
  • La Audiencia juzga este lunes a 40 miembros de Segi.
El joven navarro condenado a seis años de cárcel por su pertenencia a Segi, Luis Goñi, detenido por la Policía Naciona.
El joven navarro condenado a seis años de cárcel por su pertenencia a Segi, Luis Goñi, detenido por la Policía Naciona.
Jesús Diges / EFE

La Policía ha detenido en la madrugada de este domingo al joven navarro condenado a seis años de cárcel por su pertenencia a Segi, Luis Goñi, que se encontraba en paradero desconocido desde hace dos meses. Goñi reapareció este domingo públicamente en las calles de Pamplona, donde cientos de personas se formaron a su alrededor en un "muro humano" para dificultar su detención.

Fuentes del Ministerio del Interior y de la Delegación del Gobierno en Navarra han informado de que la detención se realizó en una intervención rápida que apenas duró cinco minutos, desarrollada prácticamente sin incidentes y durante la que no se produjeron más detenciones.

Su detención coincide con el inicio en la Audiencia Nacional del juicio a 40 supuestos miembros de Segi, la ilegalizada rama juvenil de Batasuna, para los que la Fiscalía pide penas de prisión de entre 7 y 9 años por integración en organización terrorista.

La reaparición de Goñi se produjo en una manifestación convocada por el movimiento Herri Harresia para defender la desobediencia civil pacífica. El joven —tal y como anunció en un vídeo— aprovechó la cobertura de ese "muro popular" con el que la izquierda abertzale protege a los condenados por actividades relacionadas con ETA para evitar que sean detenidos.

El anuncio de la aparición de Goñi, que hizo público la semana pasada, había alertado a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, que desde primera hora de la mañana han desplegado en la localidad de Barañain —de la que Goñi es vecino— y en Pamplona un fuerte dispositivo de vigilancia.

El joven, quien desde que conoció su condena ha permanecido escondido, anunció que no participaría en la manifestación pero que la seguiría para posteriormente salir, de forma que los convocantes de la marcha evitaran su detención con un "muro popular", si bien la delegada del Gobierno en Navarra, Carmen Alba, advirtió este sábado de su arresto en caso de que apareciese.

De hecho, la manifestación, con varios miles de participantes, se desarrolló por las calles de Pamplona sin incidentes aunque vigilada por un fuerte dispositivo policial, y transcurrió en un tono festivo tras una pancarta con el lema "Desobedientziaz libre bizi" (Vive libre mediante la desobediencia).

Después de más de una hora, en la que los manifestantes han reivindicado su objetivo con diversos lemas en pro de la desobediencia civil y con pañuelos, camisetas y otras prendas del color naranja que caracteriza al movimiento,llegaron hasta el Paseo de Sarasate, donde la lectura de un comunicado dio fin a la cita.

Muchos de los participantes se dirigieron entonces hasta la plaza de la Navarrería, en el caso viejo pamplonés, donde tras media hora de expectación y ya sin aparente vigilancia policial, tres personas que tapaban sus rostros con prendas de color naranja han desplegado desde el tejado de un edificio una gran pancarta con lemas alusivos a sus reivindicaciones.

Aparición de Goñi

Poco después, rodeado de familiares y entre aplausos y gritos de ánimo de las centenares de personas congregadas, desde una de las calles adyacentes apareció andando Luis Goñi, quien se situó en la base de la fuente de la plaza de la Navarrería, donde inmediatamente fue rodeado por el "muro humano" de personas que se sentaron alrededor hasta formar un grupo que dificultara el acceso de la policía hasta el centro.

Según EiTB, conforme avanzaron las horas, los congregados en la plaza de la Navarrería se prepararon para pasar allí la noche. Se instaló una moqueta para proteger a los manifestantes del frío y algunos de ellos utilizaron sacos y mantas para dormir a la intemperie, pero horas más tarde, hacia la 1.30 de la madrugada, la Policía lorgó finalmente detener al navarro.

Juicio a Segi

La sección primera de la Sala de lo Penal juzgará a los acusados por pertenencia a Segi los días 14, 15 y 16 de octubre, 25, 26 y 27 de noviembre, y 9, 10 y 11 de diciembre, en la sede de la Audiencia Nacional de la localidad madrileña de San Fernando de Henares.

En el escrito de acusación, el fiscal Luis Barroso pide 9 años de cárcel para nueve de ellos, que considera dirigentes de la organización juvenil y a los que imputa un delito de integración en organización terrorista con el grado de cabecillas.

Estos nueve acusados son Irati Mújika Larreta, Ainara Bakedano Cuaresma, Jon Anda Vélez de Mendizabal, Gaizka Likona Anakabe, Olatz Izaguirre Sarasti, Jon Tellería Barrena, Asier Coloma Ugartemendía, Ibai Esteibarlanda Echeverria y Carlos Renedo Lara. Para el resto reclama 7 años de cárcel por el mismo delito, pero sin la consideración de dirigentes.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento