El Partido Popular andaluz defenderá este jueves en el Pleno del Parlamento andaluz una proposición no de ley en la que insta a la Junta a no aumentar los impuestos ni las tasas públicas sobre las que la comunidad tiene competencia para que los andaluces no sigan "soportando un esfuerzo fiscal superior al que tienen la mayoría del resto de los españoles" y, por tanto, ceje este "trato discriminatorio" que, además, dificulta la salida de la crisis y la creación de empleo en Andalucía.

Según explica el PP-A en esta iniciativa parlamentaria, consultada por Europa Press, la "elevada fiscalidad autonómica" que sufren los andaluces también "genera ineficiencias recaudatorias puesto que, implícitamente, estimula la huida de contribuyentes que prefieren tributar en otros territorios, la elusión fiscal e incluso el fraude". Además, para los 'populares', se "desincentiva la generación de riqueza y empleo" produciéndose así más problemas para financiar los servicios públicos.

Ante ello, y dado que en los últimos días el Gobierno andaluz "ha anunciado otro incremento adicional del esfuerzo fiscal de los andaluces para 2014", el PP-A también exigirá a PSOE-A e IULV-CA que elabore y ejecute "un verdadero Plan de Ahorro y Contención del Gasto Público" que ni afecte a los servicios públicos sanitarios, educativos y sociales, ni a las condiciones laborales de los empleados públicos.

Ésta es una de las medidas que, a juicio del PP-A, el Gobierno andaluz tendría que haber hecho desde un primer momento para adecuar el gasto público a la caída de los ingresos tributarios y que, sin embargo, por "falta de voluntad política, se ha resistido a hacer poniendo en riesgo la prestación de los servicios públicos esenciales, cuestión que está siendo solventada gracias al apoyo financiero prestado por el Gobierno de la Nación".

Otras medidas propuestas por el Grupo Parlamentario Popular son que se aumente la eficiencia de los servicios con precios públicos para que las bonificaciones se hagan en función de la situación económica del solicitante, que cualquier medida en materia de acceso a beneficios públicos y fiscalidad autonómica se acompañe por un estudio de impacto sobre la renta disponible de los hogares andaluces o que se intensifique la lucha contra el fraude fiscal y se evalúe la recaudación de los impuestos cedidos y propios.

Además, incluye otras dos medidas para "cuando la coyuntura económica lo permita". Se trata, por un lado, de que la Junta promueva la convergencia de las cargas tributarias de competencia autonómica que soportan los andaluces con aquellas más ventajosas que tengan el resto de los españoles en sus comunidades autónomas para no penalizar la capacidad de consumo, ahorro, competitividad y crecimiento de la economía andaluza y mejorar la recaudación en Andalucía; y, de otro, de que se pongan en marcha mejoras en los beneficios fiscales de los tributos de competencia autonómica para aquellos sectores más vulnerables de la sociedad andaluza, especialmente para personas dependientes y con discapacidad, jóvenes, familias y emprendedores.

De esta manera, según el PP-A, se subsanaría la "nefasta gestión tributaria" llevada a cabo por la Junta con la que no sólo no se ha conseguido cumplir desde 2009 hasta la actualidad con los objetivos de déficit público comprometidos sino que, además, ha llevado hasta al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía a declarar nulas determinadas liquidaciones de Impuestos cedidos, con el consiguiente perjuicio de la Hacienda autonómica.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.