Decenas de estudiantes de la Universitat Politècnica de València (UPV) han irrumpido este jueves en el solemne acto de apertura de curso académico al grito de "o todos o ninguno" y "fuera corruptos de la universidad".

Los alumnos se habían concentrado poco antes de las 12.00 horas, cuando estaba previsto el inicio de la ceremonia, y han conseguido, tras un tenso forcejeo con el personal de seguridad, entrar en el edificio y acceder hasta el Paraninfo, donde ya estaban algunas de las autoridades invitadas al acto, entre ellas, el arzobispo de Valencia, monseñor Carlos Osoro, a quien han gritado "fuera la Iglesia de la Universidad" y "somos estudiantes, no monaguillos".

El grupo ha subido a la tarima donde ha instalado un cartel en el que se puede leer 'Universitat neoliberal fracàs social' y ha advertido al público de que el acto "no se iba a celebrar". Una alumna ha leído un manifiesto en el que reclaman el pago de la deuda histórica de la Generalitat a las universidades y una enseñanza pública y de calidad para todos los jóvenes.

Pasados cerca de 15 minutos, y ante la agitación generada, se ha decidido que los invitados abandonaran la sala y, en estos momentos, varios representantes de la UPV —entre ellos, la vicerrectora de Alumnado y el decano de la Facultad de Bellas Artes— están negociando con los alumnos para intentar que dejen que el acto continúe y se desarrolle con normalidad.

Se da la circunstancia de que en la apertura del curso universitario en la Comunitat Valenciana, celebrado este año en la UV, comenzó, por primera vez y por consenso, con la lectura de un manifiesto a favor de la universidad pública y, posteriormente, el acto se desarrolló con normalidad.

Consulta aquí más noticias de Valencia.