El presidente de la Ciudad Autónoma de Melilla, Juan José Imbroda (PP), ha anunciado que su Gobierno se hará cargo del coste del copago hospitalario que ha entrado en vigor este martes 1 de octubre, un 10% sobre 45 tipos de medicamentos para tratar varios tipos de cáncer, el VIH, esterilidad o la hepatitis C, y que tendrán que afrontar los pacientes no ingresados cuando se les dispensen ciertos fármacos desde las boticas hospitalarias.

Imbroda ha señalado que esta medida, que de momento sólo se está aplicando en Ceuta y Melilla al depender del Estado mientras en el resto de comunidades que tienen transferidas la Sanidad aún no la han empezado a poner en marcha, no le parece justa.

Así ha declarado que le parece "injusto que los enfermos crónicos paguen aunque sea una mínima parte", en referencia la medida que afecta a fármacos destinados a procesos crónicos o graves -como varios tipos de cáncer, VIH, esterilidad o hepatitis C- que requieren control médico y que, hasta ahora, estaban exentos de pago.

El también senador del PP ha explicado que ya ha dado instrucciones a la Consejería de Bienestar Social para ver la fórmula de la asunción de este coste por parte de su Ejecutivo, que supone un máximo de 4,20 euros por factura, y de este modo no recaiga en el enfermo.

Imbroda calcula que la medida puede suponer un gasto para la Ciudad Autónoma de unos 50.000 euros anuales. "La Ciudad Autónoma está para ayudar a los melillenses y eso es lo que vamos a hacer para evitar que recaiga en ellos este copago" ha dicho.

La decisión del Gobierno de la Nación figura en una resolución de la Dirección General de Cartera Básica de Servicios del Sistema Nacional de Salud y Farmacia del pasado 10 de septiembre, publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el día 19 del mismo mes, y establece que el paciente deberá abonar el 10% del precio del medicamento, siempre que no supere 4,2 euros, que es el máximo que pagará el enfermo.

Consulta aquí más noticias de Melilla.