La Policía Nacional ha detenido en Logroño a dos ciudadanos argelinos, de 37 y 41 años, uno de ellos con antecedentes policiales, y que regentaban un establecimiento dedicado a la compraventa de vehículos de segunda mano, como presuntos autores de sendos delitos de falsificación y estafa, por manipular el cuentakilómetros de muchos de los vehículos que vendían.

El delegado del Gobierno en La Rioja, Alberto Bretón, y el responsable de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta de la Jefatura Superior de Policía de La Rioja, Miguel Angel Cejudo, han explicado este martes los términos de esta operación, en la que se está investigando los más de 550 vehículos que esta empresa ha vendido desde su creación, en 2009, algunos de ellos, en el extranjero, sobre todo, en Francia.

Como ha explicado Cejudo, las investigaciones se iniciaron a raíz de la denuncia de un empresario francés, que manifestó que adquirió varios vehículos a esta casa de compraventa de segunda mano y los responsables de la misma se los vendieron (según la documentación que le entregaron y el cuentakilómetros de los vehículos) con una cantidad de kilómetros que posteriormente se pudo comprobar que no era la correcta, siendo manifiestamente inferior a la que realmente poseían.

Llegado a esta conclusión, y tras la denuncia de los compradores franceses a los cuales les fueron vendidos por este empresario, ya que estos sufrieron averías no muy habituales para vehículos de esos años de antigüedad y con esos kilómetros, se comprobó que los mismos tenían en realidad hasta un cuarenta por ciento mas de kilómetros que los que en realidad marcaban.

Por ello, y en vista de que este tipo de estafa y falsificación podría realizarse a una mayor escala, agentes de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta de esta Jefatura, procedieron a la localización tanto del concesionario de segunda mano y el almacén donde tienen depositados los vehículos, en la calle Entrena de Logroño, así como los canales de distribución de los vehículos, detectando que también realizaban ventas de vehículos a través de una pagina web.

31

Vehículos en el almacen.

Los investigadores, una vez localizado el concesionario y almacén en Logroño, y tras realizar la correspondiente inspección, se inmovilizaron un total de 31 vehículos, de los que se ha podido comprobar que 6 vehículos tenían sus cuentakilómetros modificados, llegando a "retocarle" a los mismos, en algunos casos, más de 150.000 kilómetros.

Cejudo ha señalado que, en este momento, se está investigando otros 10 de estos 31 vehículos inmovilizados, por lo que no se descarta que esta cifra vaya en aumento a medida que avancen las investigaciones, que se han de practicar con el resto de vehículos expuestos en el concesionario y que se encuentran precintados, así como en otros que hayan sido vendidos durante estos años y de los cuales, sus actuales propietarios no son conscientes de que han sido victimas de estos delitos.

Realizadas las gestiones, se ha podido acreditar que los detenidos habrían podido adquirir, desde finales del año 2009, más de 550 vehículos, tanto de particulares, desguaces y empresas de leasing. La mayoría con un número muy elevado de kilómetros, que tras "retrocar" su cuentakilómetros, vendían a través del concesionario y su página web, con indicación de la marca, modelo, prestaciones, año de matriculación y "kilometraje", con un precio más bajo que el de tasación de mercado, por lo que el número de afectados puede ser muy elevado.

La mayoría de vehículos que vende este establecimiento de compraventa de vehículos son vehículos "pick up", o vehículos con gran capacidad de carga, que han sido adquiridos en empresas de Leasing, y, en su mayor parte también, como ha señalado el delegado del Gobierno, tienen menos de cuatro años de antigüedad, "por lo que no han pasado la ITV".

Según los investigadores, estos vehículos son adquiridos a buen precio a estas empresas de Leasing por el establecimiento de compraventa de los imputados. Vehículos muy apetecibles si no fuera por el hecho de que tienen muchos kilómetros para los años de antigüedad que tienen, siendo este el "móvil" del delito utilizado para la estafa por los imputados.

Con el fin de obtener con su venta un mayor beneficio económico, procedieron a modificar, mediante algún programa o software específico, el cuentakilómetros de los vehículos, y así efectuar la falsificación, eliminando del vehículo cualquier pegatina o documento en el que constara el número real de kilómetros, desconociendo los compradores estas falsedades.

Aún se desconoce el volumen total de afectados por estos hechos, ya que la cifra podría ser mas elevada, al encontrarse parte de los vehículos fuera de España, o no ser conscientes los compradores de que en el vehículo que han adquirido esta falsificado en el número de kilómetros, por lo que no presentan denuncia.

De este modo, se continúa con las gestiones a partir de los datos aportados por las empresas de Leasing para determinar el volumen total de vehículos con el kilometraje falsificado. Los detenidos, junto con las diligencias practicadas, fueron puestos a disposición judicial, quedando en libertad con cargos por estafa y falsificación.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.