El Seminario Galego de Educación para a Paz ha defendido este viernes que la "desobediencia civil", la "objeción de conciencia" y la "insumisión pacífica" están "legitimadas" ante las "leyes y políticas injustas". De hecho, sostiene que en una sociedad democrática y avanzada, estas respuestas "deben ser contempladas en el ordenamiento jurídico".

Cinco días antes de que se celebre el Día Internacional de la No Violencia —el próximo miércoles 2 de octubre—, este seminario ha pedido a las fuerzas políticas de la Comunidad de Galicia que encuentren "vías de entendimiento y concordia" para prevenir y erradicar la violencia.

En este llamamiento, este organismo ha subrayado también el "valor de la paz, el diálogo y la negociación" como instrumentos para resolver pacíficamente los conflictos.

"La no violencia es mucho más que no ser violentos, es buscar y promover alternativas para reducir el sufrimiento y el daño entre los seres humanos", ha destacado este seminario para la paz.

De igual manera, ha insistido en que la apología de la violencia en cualquiera de sus formas —franquismo, fascismo, nazismo, terrorismo, belicismo, desigualdad, sexismo, racismo y xenofobia, entre otras— "no son aceptables" en una sociedad democrática.

Por todo esto, el Seminario Galego de Educación para a Paz vuelve a solicitar que se haga efectiva una ponencia conjunta en el Parlamento de la Comunidad gallega para aprobar una Lei de Fomento da Cultura da Paz de Galicia.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.