El pleno del Ayuntamiento de Sevilla, reunido este viernes en sesión ordinaria, ha rechazado gracias a la mayoría absoluta de la que goza el PP, una moción del Grupo socialista destinada a paralizar el concurso público correspondiente al contrato de la gestión y explotación del servicio público de estacionamiento en superficie regulado por precio o zona azul, que por cierto se amplía de las 4.112 plazas actuales, a un total de 7.285. La moción solicitaba igualmente la paralización de la modificación del planeamiento urbano que permitiría construir aparcamientos subterráneos de rotación en el casco histórico.

El debate plenario ha girado en torno al concurso público promovido por el Ayuntamiento hispalense para contratar "la gestión del servicio público del estacionamiento regulado en superficie en diversas vías públicas de la ciudad de Sevilla" por un plazo de diez años prorrogable a otros dos. El servicio en cuestión contempla la ampliación de la zona azul desde las 4.112 plazas actuales, a un total de 7.285. La ampliación de la zona azul de Sevilla, más en detalle, contempla modificaciones en los espacios del centro, Viapol o Los Remedios donde ya funciona esta regulación, así como la creación de nuevas áreas en los entornos de Luis Montoto, Pirotecnia, Macarena, el parque científico y tecnológico Cartuja '93 o el barrio de Bami.

Tussam y aussa

Dado el caso, la moción del Grupo socialista expone en su moción que el pliego del concurso "no justifica" la ampliación de la zona azul y el mencionado concurso podría perjudicar además a la sociedad municipal Transportes Urbanos de Sevilla (Tussam), máxima accionista de Aparcamientos Urbanos de Sevilla (Aussa), precisamente la empresa que explota actualmente la zona azul. Así, la moción proponía la paralización de este concurso y la apertura de un diálogo con el tejido vecinal, la suspensión de la modificación urbanística destinada a permitir nuevos aparcamientos subterráneos en el casco histórico y elaborar planes para aparcamientos para residentes en el centro y de rotación en los bordes del conjunto histórico artístico.

Así, Juan Espadas, como portavoz del Grupo socialista, ha defendido estos puntos de la moción y ha reclamado que Tussam explote "completamente" y directamente la zona azul, proponiendo un proceso de participación ciudadana para decidir el destino de este servicio porque, por ejemplo en el distrito Macarena, "unos vecinos lo pidieron para dos o tres calles y se va a implantar en siete". Josefa Medrano y Antonio Rodrigo Torrijos, por parte de IU-CA, han manifestado el "total" respaldo de la coalición a esta propuesta, han avisado de que "de participación nada" y han encuadrado el concurso de la zona azul en las políticas de "privatización" del Gobierno municipal del PP y la creación de una suerte de "nuevo impuesto". Así, han lamentado el "afán recaudatorio" del alcalde.

Torrijos señala los remedios

Rodrigo Torrijjos, en ese sentido, ha sido incisivo al señalar que la zona azul se reduce en Los Remedios, tradicional feudo electoral del PP, pero se extiende hasta el parque científico y tecnológico de la Cartuja, donde trabajan más de 2.000 personas.

El concejal de Seguridad y Movilidad y portavoz municipal del PP, Juan Bueno, ha defendido de su lado que la ampliación de la zona azul nace del "máximo consenso". "Hemos hablado con la mayoría de los vecinos", ha enfatizado Bueno defendido que, no obstante, el pliego del concurso permite modificaciones hasta cierto grado al objeto de corregir cualquier "error". Además, ha reprochado a los socialistas que en enero reclamasen que el Gobierno municipal atendiese las peticiones de un colectivo vecinal de la Macarena para implantar allí la zona azul.

Finalmente, ha asegurado que al tomar las riendas del Ayuntamiento, los populares encontraron un "borrador" para incrementar la zona azul hasta las "15.000 plazas" y que hace pocas semanas la propia Consejería de Fomento y Vivienda, dirigida por IU-CA, le ha propuesto implantar "3.355 plazas de zona azul" en la isla de la Cartuja frente a las aproximadamente 300 que contempla el pliego del actual concurso. La propuesta del PSOE, de cualquier modo, ha sido rechazada gracias al voto contrario del Grupo popular, que goza de mayoría absoluta.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.