El vicepresidente y portavoz del Consell, José Císcar, ha admitido este viernes que los empresarios "tienen razón" al exigir un consenso a nivel político para reclamar una mejora del sistema de financiación, pero ha recordado que el Gobierno valenciano "con los empresarios ya se entiende, el problema está con los grupos de la oposición".

Así se ha manifestado Císcar en la rueda de prensa posterior al pleno del Consell al ser preguntado por las críticas del empresariado valenciano a la falta de acuerdo en las Corts en la defensa de la financiación autonómica y respecto a la propuesta del PSPV de lograr un pacto al respecto que incluya a sindicatos y empresarios.

"El interés por que haya un consenso existe y es mucho por parte del Consell y del grupo popular", ha subrayado el vicepresidente, quien ha recordado que si no se logró fue porque la oposición planteó fechas concretas para el pago de la deuda histórica por parte del Gobierno, una propuesta "irrealizable" en la situación actual de crisis y con los objetivos de deuda y déficit propuestos por Bruselas.

En este sentido, ha precisado que desde el PP no renuncian a reclamar esa deuda histórica pero entienden que es "inasumible" poner como fecha el 1 de enero de 2014, dado que aunque la valenciana es una de las comunidades "más discriminadas, posiblemente la peor tratada", no es la única y si se estableciera un mecanismo para hacer frente a la deuda histórica, tendría que englobar al conjunto de regiones.

Císcar ha reiterado que desde el PP se va a "pelear por el consenso" con iniciativas como la proposición no de ley presentada este jueves para conseguirlo, al tiempo que ha subrayado que es "irrenunciable" para el Consell reivindicar que el nuevo modelo de financiación que se apruebe tenga efecto retroactivo a fecha 2014, así como la exigencia del pago de la deuda histórica, aunque "con propuestas que no resulten descabelladas".

Mecanismos para liquidar la deuda

Entre ellas, ha señalado que sí se puede exigir al Estado "que se comprometan "mecanismos de liquidación" de la deuda, un punto que incluye la propuesta de resolución del PP en las Corts, que a su entender "sería difícilmente que no se asumiera" por la oposición.

Respecto a la concreción de esos mecanismos de liquidación, ha precisado que primero habría que conseguir el consenso en las Corts y "después elevarlo a Madrid como una sola voz". "Hay que seguir reivindicando, pero desde la sensatez y dentro del ámbito de lo posible", ha incidido.

Cuestionado sobre si esa liquidación podría llegar con la compensación de los créditos recibidos a través del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), Císcar ha señalado que "ese podría ser uno, por qué no". "Estamos abiertos a cualquier posibilidad, pero somos realistas, aplicamos el sentido común" mientras "algunos parece que lo que quieren es desgastar", ha agregado.

"sólo les importa derrocar a fabra"

A su juicio, con la actuación de los grupos de la oposición "a veces da la impresión de que no quieren llegar a un acuerdo y lo único que quieren es llegar al poder cuanto antes". "Solo les importa derrocar al presidente (Alberto) Fabra y ese no es el camino", ha aseverado.

También ha recordado que los socialistas "no se acordaron" entre 2004 y 2011 de reclamar esa deuda histórica e, incluso, "alguna diputada dijo que el modelo de financiación era el mejor posible y que era solidario".

Respecto a la propuesta del PSPV de lograr un gran pacto con sindicatos y empresarios, que incluye también el compromiso de votar en Madrid lo mismo que en Valencia, el portavoz del Consell ha indicado que este aspecto es "muy adecuado", ya que "votar siempre lo mismo es lo que corresponde en base a criterios de coherencia", pero ha recordado que no siempre ha ocurrido así, ya que el PSPV votó en su día a favor del modelo de financiación actual.

Asimismo, ha reiterado que el acuerdo sobre financiación con la sociedad "ya lo tiene", a través del acuerdo social que cuenta con más de 550 adhesiones, entre ellas de las entidades "más importantes de la Comunitat Valenciana". "Lo que falta es, evidentemente, el acuerdo político", ha insistido Císcar.

A

La espera de los presupuestos

Por otra parte, preguntado sobre si el Consell aspira a que los Presupuestos Generales del Estado de 2014 mejoren las inversiones en la Comunitat respecto a los de 2013 y si, de lo contrario, se plantea la presentación de enmiendas, Císcar ha indicado que el Ejecutivo valenciano "esperará a conocerlos para tomar cualquier decisión".

Ha recordado, no obstante, que tan sólo el Corredor Mediterráneo supondrá una inversión de más de 500 millones de euros en la Comunitat Valenciana en tres ejercicios, comenzando en 2014. También ha señalado que, tal y como apuntó el presidente Fabra, se van a ejecutar inversiones en redes viarias. "Estoy convencido de que va a haber más inversiones en los Presupuestos de 2014", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Valencia.