Joan Matabosch
El todavía director artístico del Gran Teatro del Liceo, Joan Matabosch. PAU CORTINA / ACN

El todavía director artístico del Gran Teatro del Liceo, Joan Matabosch, cree que en la institución barcelonesa "se han traspasado absolutamente las líneas rojas" en lo referente a los recortes y la bajada de las subvenciones públicas, aunque también ha negado vehemente que "la casa se hunda".

Tras presentar los conciertos que se inician el día 30 para conmemorar el bicentenario de Verdi, Matabosch, a preguntas de los periodistas, ha reflexionado sobre el actual momento de la institución, que no tiene director general —la comisión ejecutiva debe ratificar al gestor empresarial Roger Guasch ni un nuevo director artístico nombrado, y que deberá, asimismo, buscar un nuevo director del Coro, puesto que José Luis Basso marchará a la Ópera de París la próxima temporada.

El aún director artístico, con contrato hasta el 31 de diciembre, pero que ya ha avanzado que a "efectos prácticos" continuará hasta final de temporada, ha reconocido que el coso de la Rambla lleva varios años viviendo "un proceso muy difícil por la bajada brutal de subvenciones", pese a lo cual ha advertido: "debemos luchar entre todos contra la imagen de que la casa se hunde, porque no es verdad".

A juicio de Matabosch, que el jueves fue presentado como nuevo intendente del Teatro Real de Madrid, es "normal" que al cabo de los años el director del Coro, después de diez años de trabajo en el centro decida marchar, y "con el director artístico tres cuartos de lo mismo".

Sin embargo, ha concluido, "si la pregunta es si se han traspasado las líneas rojas, sí, absolutamente se han traspasado las líneas rojas", tras recordar que en los últimos años se han dejado de recibir subvenciones por valor de unos doce millones de euros.

La próxima temporada

En cuanto a la temporada que ahora inicia el Liceo, después de finalizar un ERE temporal el pasado día 24, Matabosch ha subrayado que ya se ha vendido el 55% del aforo de toda la temporada, lo que no había ocurrido nunca hasta ahora. Además, ha remarcado que las ventas del Liceo se han incrementado un 5,17%, cuando en el sector la bajada ronda el 25%. "Vaya crisis. Ya querría cualquier institución tener estos números tan boyantes", ha apostillado.

El futuro inmediato no es negro si no bastante brillanteEntiende el director artístico que "el futuro inmediato no es negro si no bastante brillante", y ha puesto como ejemplo varios estrenos que se verán en el escenario barcelonés en los próximos meses, como una Agripina o una Cendrillon, de Jules Massenet. "Si esto es una crisis, explicadme qué es un festival", ha indicado.

En este sentido se ha pronunciado en diferentes ocasiones a lo largo de su alocución, a la vez que no ha querido entrar a valorar ningún nombre para ocupar el cargo de director general (la elección de Guasch se ha hecho público durante la rueda de prensa). En cuanto a cómo debe ser el nuevo director artístico que lo sustituya, Matabosch ha afirmado que a él no le corresponde decirlo, aunque colaborará con la persona elegida en todo lo que se le pida.

Por otra parte, ha asegurado que en el Teatro Real le permitirán la "máxima flexibilidad" para que pueda desarrollar su tarea en el Liceo hasta final de temporada, y ha asegurado que de forma "masiva" no va a llevarse a Madrid a su equipo de Barcelona, aunque no ha descartado que le acompañe algún asistente.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.