'Farruquito' entrando en la prisión de Sevilla II. (Eduardo Abad / Efe)
'Farruquito' entrando en la prisión de Sevilla II. (Eduardo Abad / Efe) Eduardo Abad / Efe

La entrada hoy en prisión del bailaor Juan Manuel Fernández Montoya, "Farruquito", por atropellar a un peatón y causarle la muerte cuando conducía sin carné un vehículo de gran cilindrada, ha interrumpido una brillante carrera artística, precozmente iniciada a la edad de 5 años, cuando actuó en Broadway.

El 13 de septiembre de 2003, en una calle del sevillano Polígono de San Pablo tuvo lugar la actuación más desgraciada de "Farruquito".

Fue entonces cuando atropelló a un peatón y se dio a la fuga sin prestarle auxilio, lo que originó una cadena de errores y desaciertos, como el de tratar de burlar a la Justicia haciendo que su hermano menor de edad se autoinculpara del atropello para minimizar las responsabilidades.

División social

El caso hizo que su fama trascendiera las fronteras del flamenco

  Estas circunstancias, unidas a la de pertenecer a un clan gitano, suscitaron la discusión en la calle acerca de la dureza de la Justicia para con un artista, para con los famosos o para con los gitanos.

Este debate se trasladó a las actuaciones de "Farruquito" tras su detención, dividiendo al público entre quienes lo abucheaban y quienes lo aplaudían, bien sólo por su arte o bien a manera de exculpación.

El suceso y la inculpación de "Farruquito" en el caso hizo que su fama trascendiera las fronteras del flamenco y su boda con Rosario Alcántara, justo dos años después del atropello que costó la vida a Benjamín Olalla, se convirtiera en uno de los acontecimientos mediáticos de la temporada.

Carrera precoz

Hijo del cantaor Juan Fernández Flores, "El Moreno", y de la bailaora Rosario Montoya Manzano, "La Farruca", "Farruquito" manifestó su precocidad artística no sólo subiendo a las tablas con el espectáculo "Flamenco Puro" con cinco años de edad en Manhattan, sino montando su propio espectáculo a la edad en la que el resto de los chavales cursan cuarto de la ESO.

Raíces flamencas se tituló aquel espectáculo con el que debutó en el Royal Festival Hall de Londres y obtuvo un gran éxito en Madrid, Barcelona, Francia y Japón, lo que coincidió con el fallecimiento de su abuelo, por lo que, a los quince años, pasó a convertirse en jefe de su familia.

Heredero de una escuela fundada en Sevilla por "Farruco", su abuelo, "Farruquito" siempre se consideró un niño prodigio de la danza, de manera que con 8 años presentó su primera temporada en la Sala Zambra de Madrid, a los 11 intervino en el vídeo-clip Camarón Nuestro y a los 12 en la película Flamenco, de Carlos Saura, con el patriarca de la saga, "El Farruco", y ese mismo año participó en la coreografía de Boda de Gloria.

Importantes actuaciones

En 2001 presentó La Len Varo en el primer Festival Flamenco USA

 Su larga carrera artística incluye también actuaciones en la Inauguración de las Paraolimpiadas de Barcelona en 1992 y con su abuelo en el Pabellón de Andalucía de la Expo 92 de Sevilla con el espectáculo Presente, Pasado y Futuro.

En 2001 presentó La Len Varo en el primer Festival Flamenco USA y The New York Times le consideró "el mejor artista que pisó la gran manzana en el año 2001", lo que le llevó a repetir en EEUU en 2003 y, de nuevo, la crítica norteamericana se rindió ante él y su hermano.

Entre los más bellos  

En mayo de ese mismo año, la revista People lo eligió como una de las 50 personas más bellas del mundo y fue premiado por la Academia de la Música por la letra de Dulce Canela, de un disco de Niña Pastori.

Hasta el gran fotógrafo Richard Avedon le capturó con su objetivo en imágenes muy distintas a las que hoy, a las cinco y cuarto de la tarde, capturaron los fotógrafos de prensa apostados a las puertas de la prisión sevillana, que se cerraron tras el bailaor.