La UE en Vilna
Foto de familia del Consejo informal de Ministros de Defensa y de Asuntos Exteriores de la Unión Europea en Vilna (Lituania). EFE/Andrius Ufartas

Los ministros de Exteriores de los Veintiocho tratarán de consensuar entre este viernes y este sábado la respuesta de la Unión Europea a la crisis siria ante los planes de intervención militar barajados por Estados Unidos y Francia en respuesta al ataque con armas químicas del pasado 21 de agosto en las afueras de Damasco, durante una reunión informal en Vilna bajo presidencia lituana.

El secretario de Estado de Exteriores irá en representación de España, dado que Margallo está en ArgentinaEl secretario de Estado estadounidense, John Kerry, se sumará el sábado a las discusiones tras ser invitado por la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton. Posteriormente, viajará a Londres y París para tratar la eventual intervención con ambos países, que han sido los estados del bloque regional que han apoyado más firmemente dicha opción.

Los Estados miembros comparten que el último ataque con armas químicas "es un crimen contra la humanidad y una violación del Derecho Internacional" que "no puede quedar impune", según fuentes diplomáticas. El secretario de Estado de Exteriores, Gonzalo de Benito, acudirá a Vilna en representación de España, dado que el ministro, José Manuel García Margallo, se encuentra de viaje en Argentina.

Divididos por el aval de la ONU

Sin embargo, los Veintiocho están divididos sobre la conveniencia de una intervención militar en Siria sin aval del Consejo de Seguridad de la ONU, opción que abiertamente sólo defienden Reino Unido y Francia, según han explicado fuentes diplomáticas.

Estados Unidos, Reino Unido y Francia han atribuido la responsabilidad del ataque al régimen de Bashar al Assad y han dejado claro que no responder al ataque enviaría la señal al resto de regímenes de que este tipo de acciones quedan impunes, si bien la gran mayoría de países y la propia Ashton han subrayado la necesidad de esperar a que los inspectores de la ONU concluyan sus pesquisas del incidente, a pesar de que no determinarán la autoría del mismo.

Reino Unido ha descartado participar en una intervención militar tras el rechazo de su Parlamento a autorizar tal acción, mientras que otros países como Italia ha dejado claro que no puede haber intervención sin mandato de la ONU y Alemania ha asegurado que no intervendrá en una acción militar en Siria.

El presidente francés, François Hollande, ha dejado claro que París no atacará por su cuenta si el Congreso estadounidense no da luz verde a una intervención liderada por Estados Unidos, que según ha explicado el presidente del país, Barack Obama, sería "limitada" en tiempo y naturaleza para reducir las capacidades del régimen de volver a utilizar armas químicas en el conflicto.

Hollande busca el apoyo de otros socios europeos para la intervención y avanzó que mantendrá reuniones con varios líderes en los márgenes de la cumbre del G-20. "Europa debe unirse en este dossier y lo hará, cada uno en su responsabilidad. Francia aceptará su papel", ha subrayó el martes.

La OTAN quiere intervenir

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, defendió por su parte una intervención militar incluso si no hay una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU, y recordó el precedente de Kosovo.

Rasmussen aseguró que la comunidad internacional puede actuar sin una "resolución explícita" para contestar a acciones que violan principios básicos del derecho internacional.

Los misiles se dispararon desde zonas controladas por el Gobierno "Kosovo es un ejemplo", recordó el político danés, que insistió en que no actuar supondría dar luz verde a "dictadores y tiranos" para cometer ataques del mismo tipo.

Además, Rasmussen volvió a defender la responsabilidad del régimen de Bachar al Asad en el uso de armas químicas en respuesta a las preguntas de varios parlamentarios, entre ellos el eurodiputado socialista español Miguel Ángel Martínez.

"Según la información de la que disponemos los misiles se dispararon desde zonas controladas por el Gobierno a áreas controladas por la oposición", explicó Rasmussen.

El responsable aliado aseguró que "no tiene sentido" que el ataque fuese perpetrado por la oposición contra sus propias filas y señaló además que los rebeldes "no tienen medios" para llevar a cabo un ataque de ese tipo.

Rasmussen, que dijo no poder comentar detalles sobre las informaciones de inteligencia, recordó que también organizaciones como la Liga Árabe y otras fuentes apuntan a la responsabilidad del régimen.

El secretario general de la OTAN se reunió el jueves con los ministros de Defensa de la Unión Europea, bloque que seguirá discutiendo su posición en Siria en el encuentro informal de los titulares de Exteriores que arranca hoy en Vilna.

Encuesta

¿Debe la comunidad internacional intervenir militarmente y detener el conflicto en Siria?

Sí, cuanto antes, el mundo tiene la obligación de detener esta barbarie.
31,55 % (3383 votos)
No, el pueblo sirio debe, soberanamente, dilucidar su futuro sin intromisiones externas.
28,3 % (3034 votos)
El mundo tiene que parar la guerra, pero con el apoyo de Rusia, China e Irán, de manera diplomática.
40,15 % (4305 votos)