Madrid 2020
Logo de la candidatura olímpica Madrid 2020.

"Puede pasar cualquier cosa. Está muy ajustado". Con esta frase, fuentes de la candidatura olímpica de Madrid imprimen una dosis de realismo ante la elección de la ciudad organizadora de los Juegos Olímpicos de 2020, que tendrá lugar este sábado (entre las 22.00 y 22.30, hora española) en Buenos Aires. Los miembros de Madrid 2020 trabajan con la "posibilidad muy probable de que no se consiga la mayoría absoluta en la primera votación", con lo que habría que acudir a "una segunda votación muy reñida". A estas alturas, las candidatas con más fuerza son Madrid y Tokio, mientras que Estambul parece descolgarse. "Pero los miembros del COI (Comité Olímpico Internacional) son imprevisibles", aseguran fuentes expertas en olimpismo.

Sería muy raro que lográramos la mayoría absoluta en la primera rondaActualmente, el COI está compuesto por un total de 103 miembros con derecho a voto. Sin embargo, habrá cinco personas que no podrán votar mientras las ciudades de sus países estén en liza (los tres españoles, el turco y el japonés); también es probable la abstención del presidente del COI, Jacques Rogge, y se prevé la ausencia de "uno o dos miembros, como el delegado egipcio". En definitiva, según fuentes de Madrid 2020, "calculamos que en la primera ronda habrá 95 votos", con lo que la mayoría absoluta se conseguiría con 48 apoyos (algo complicado teniendo en cuenta que en las anteriores ocasiones Madrid nunca alcanzó más de 32 sufragios). "Sería muy raro que lo lográramos, ha ocurrido muy pocas veces", añaden en la candidatura. Las últimas veces que una ciudad ganó al primer intento fueron Seul'88 y México'68. En la última intentona de Madrid (para 2016), hubo que esperar hasta la tercera ronda, en la que finalmente venció Río de Janeiro.

En general, los conocedores de los entresijos del COI dan por sentado que Estambul saldrá eliminada en la primera ronda. Los disturbios que han asolado Turquía y su cercanía con el polvorín sirio podrían pesar en esa decisión. En ese caso, se iría a una segunda (y definitiva) ronda entre Tokio y Madrid. Los expertos en olimpismo temen que las personas que hayan votado a Estambul en primera ronda se decanten en la segunda por Tokio, por lo que la candidatura madrileña trabaja para convencer a ese colectivo de cara a una segunda ronda.

Las casas de apuestas británicas daban primero como favorita a Tokio, aunque las fugas radioactivas de Fukushima le han hecho perder fuerza. Ahora, la favorita en las apuestas es Madrid. Estambul, antes de las revueltas, era favorita debido a su valor simbólico como apertura al mundo islámico. Madrid cuenta con la gran baza de la austeridad, el punto en el que más se fijarán los miembros para la elección (según ha reconocido el propio COI). Además, en la votación preliminar, efectuada hace meses, Madrid obtuvo la mejor nota con un 8,09, por encima de Tokio (8,02) y Estambul (6,98). Pero en este tipo de sufragios nunca hay favoritos. Río de Janeiro, por ejemplo ganó los Juegos de 2016 y no salía en ninguna quiniela.

Llegados a este punto, a Madrid le queda por delante la tarea más delicada e importante de todas las que componen una candidatura olímpica: el lobby. Una forma de contactar, influir y convencer a un poder público, cuyo dominio exige mucho más arte que ciencia y cuyos resultados, por lo tanto, resultan imprevisibles. Aún así, hay diversas claves muy importantes a tener en cuenta y que pueden cambiar la elección hacia una ciudad u otra.

  • La presentación

Una delegación de 14 personas defenderá Madrid 2020 ante el COI este sábadoEl sábado 7 de septiembre será el día grande. La actividad comenzará pronto, a las nueve de la mañana (dos de la tarde en España) con las presentaciones de las distintas candidaturas. Madrid expondrá la última, tras Tokio y Estambul. 14 personas defenderán Madrid 2020 ante el COI, pero no todos intervendrán. Solo nueve pronunciarán discursos, con cuatro vídeos intercalados, uno de carácter técnico y otros tres más pasionales. Juan Antonio Samaranch (miembro del COI), Mariano Rajoy (presidente del Gobierno), Ignacio González (presidente de la Comunidad de Madrid), Ana Botella (alcaldesa de la capital), Víctor Sánchez (consejero delegado de Madrid 2020), Pau Gasol, Theresa Zabell (consejera delegada de relaciones internacionales de la candidatura), Alejandro Blanco (presidente de Madrid 2020) y el Príncipe Felipe serán los encargados de vender las bondades de la ciudad. La presentación durará 45 minutos, con 15 minutos de preguntas. La presentación buscará emocionar al COI y estará dirigida por el gurú olímpico Terrence Burns, que ya consiguió para Pekín los JJ OO de 2008.

  • Sistema de votación

La votación se producirá a las 16.00 horas y hasta las 17.00-17.30 horas no se conocerá el nombre de la ciudad ganadora (22.00-22.30 horas en Madrid). La elección se hace por mayoría absoluta, con varias rondas en las que se eliminan a las candidatas con menos votos.  En estos momento el COI cuenta con 103 miembros con derecho a voto, 31 miembros honorarios y un miembro de honor (estas dos últimas categorías no pueden votar). El presidente del comité, Jacques Rogge, nunca vota para mantenerse neutral, y tampoco pueden hacerlo los miembros de los países que opten a organizar los Juegos (tres españoles, un japonés y un turco). Posiblemente, haya dos ausencias, por lo que el número de votos a disputar quedaría en una horquilla de 95 a 97. En el caso de que se pasara a una segunda ronda los miembros de los países eliminados sí que podrán emitir su voto. En este caso, el número de votantes, si Madrid pasa de ronda, sería 98. Como son solo tres las ciudades candidatas, habrá un máximo de dos rondas. Para obtener la mayoría absoluta en la primera, Madrid deberá contar con un mínimo de 49 votos, y en la segunda, 50. La votación será secreta y se habilitará una sala en la que solo podrán estar presentes los miembros del COI.

  • ¿Quiénes son los miembros del COI con derecho a voto?

Los miembros del COI se eligen entre sí. Es como un club privado, aunque durante estos últimos diez años se ha puesto más énfasis en el nombramiento de atletas y dirigentes de federaciones internacionales, todavía cuenta con un buen número de ex dirigentes de estado y miembros de casas reales entre sus componentes. La mayoría de los ingresos del COI (hasta el 90%), que se obtienen por medio del marketing olímpico, entradas y derechos televisivos y de imagen, se destinan a apoyar la actividad deportiva en todo el mundo. El 10% restante es para los costes administrativos del COI, aunque oficialmente ninguno de sus miembros cuenta con un salario.

Muchos de los miembros del COI pueden emitir sus votos a favor de sus grupos de influenciaDe los 103 miembros que pueden votar, 15 son presidentes de comités en diversos países, 15 atletas y 15 representates de federaciones internacionales. El grupo más amplio (70) son independientes: ex deportistas, ex mandatarios internacionales y miembros de casas reales (11). Hay árabes, europeos, anglosajones, africanos, latinos… destacan, entre otros, el ex nadador Alexander Popov (cuatro oros y cinco platas en los Juegos); el ex saltador de pértiga Sergey Bubka, campeón olímpico de salto con pértiga en Seúl 88; el suizo Joseph Blatter (presidente de la FIFA), el príncipe Alberto II de Mónaco o el príncipe Faisal al Hussein de Jordania.

Suiza es el país con más miembros con derecho a  voto (5), incluyendo a Rogge, seguido por el Reino Unido (4) y Australia, China, España, EE UU, Francia, Italia y Rusia, con 3 cada uno. España cuenta con Juan Antonio Samaranch (hijo del anterior presidente del COI), Marisol Casado (presidenta de la Federación Internacional de Triatlón) y Patxi Perurena (olímpico K-4 en México 68). La infanta Pilar también es miembro del COI, pero no tiene derecho a voto. Este amplio número de representantes, en comparación con Japón y Turquía (que solo tienen uno), puede ser fundamental para España en su tarea de lobby.

  • ¿Cómo se les convence?

Casos de corrupción como el de los Juegos de Salt Lake City en 2002, que acabó con la expulsión de diez miembros y la sanción a otros diez por soborno, ha provocado que el COI se haya vuelto muy escrupuloso con la aceptación de regalos. Así que no, la tarea de lobby no irá por ahí, aunque muchos de ellos, al ser personajes con poder, sí que pueden emitir su voto a favor de sus grupos de influencia. Además, hay que tener en cuenta que la elección del nuevo presidente del COI tendrá lugar también en Buenos Aires, por lo que existe la posibilidad de que Madrid 2020 haga valer su mayor número de miembros en el COI para conseguir el voto de los aspirantes a presidente (aunque la candidatura nunca reconocerá este tipo de prácticas). Aún así, lo que primará es la calidad de la candidatura. Hay que tener en cuenta el amplio número de atletas y deportistas que componen el COI, los más interesados en que los Juegos cumplan con las mejores condiciones para sus compañeros.



Consulta aquí más noticias de Madrid.