Los servicios de información más visitados de la web municipal se pueden consultar ya también a través de Televisión Digital Terrestre (TDT). Este nuevo sistema, que cada vez tienen más hogares zaragozanos, permitirá además en pocos meses realizar trámites o sugerencias relacionadas con el Ayuntamiento desde el propio televisor de casa.

Para ello, sólo será necesario poseer una televisión digital o un decodificador y asegurarse de que la antena del edificio haya sido adaptada. La TDT es una tecnología de última generación que permite, entre otras mejoras, acceder a un mayor número de canales sin pagar una cuota mensual (de los 6 a 8 actuales se ha pasado a más de 25).

Sólo con el mando a distancia y a través de la TDT, los ciudadanos pueden ya consultar las ofertas de empleo de Zaragoza, leer el tablón municipal o acceder a las actividades que se realizan en la ciudad. Para ello basta con sintonizar Aragón Televisión y acceder al canal adecuado (que ya viene marcado en pantalla).

Además, en los próximos meses se ampliará este servicio para que los ciudadanos puedan realizar gestiones desde su casa, participar en la vida de la ciudad y aportar propuestas para mejorarla.

Este servicio incluirá también la posibilidad de hacer varios de los trámites que ya incluye la web municipal. Los más utilizados son los relacionados con el padrón y con urbanismo.

Aumentan las TDT

La mitad de los edificios zaragozanos antiguos han habilitado ya sus antenas para poder disponer de las emisiones en digital, según  explicó la Asociación de Antenistas a 20 minutos.

Los edificios nuevos no necesitan realizar esta adaptación porque ya están acondicionados para acceder a las emisiones de la Televisión Digital Terrestre.

Mejora la imagen y el sonido

La  Televisión Digital Terrestre (TDT) es una nueva tecnología para difundir señales de televisión y que a partir de abril  de 2.010 sustituirá por completo a la televisión analógica convencional.  La digitalización de la señal y el mejor aprovechamiento del ancho de banda permiten un incremento del número de canales de televisión y una mejor calidad de imagen y sonido. Además, la TDT ofrece la posibilidad de incorporar servicios interactivos, que otorgan a los espectadores la calidad de constituirse como un elemento activo dentro del mundo audiovisual.