El Festival de la Fruta Dulce de Fraga completa su amplia nómina de actividades paralelas con la celebración de un mercadillo de artesanía, en el recinto de las Carpas del Sotet, entre los días 22 y 25 de agosto.

En este espacio participarán artesanos locales que ofrecerán a los numerosos visitantes, que se acerquen a Fraga, creaciones decorativas elaboradas en piel, pinturas, bisutería, o dibujos en papel.

Las tradiciones locales también estarán presentes en el mercadillo a través de la figura de la Dona de Faldetas, uno de los símbolos más reconocidos de la Ciudad, e incluso en el mobiliario que se emplea en el Festival de la Fruta Dulce, ya que en su elaboración, la empresa local Tutifrú&Co, ha utilizado palets y palots cedidos por la firma fragatina Envases Valero que se convierten en piezas únicas, que permitirán amueblar escenarios y otros espacios del festival.

Además, veinticinco establecimientos hosteleros de la ciudad de Fraga se han incorporado al Festival de la Fruta Dulce como participantes en la ruta gastronómica vinculada al evento con el que Fraga reivindica este verano su condición de polo de atracción cultural y capital de la industria frutícola del Aragón Oriental.

En total, las creaciones culinarias y los cócteles que ofrecerán estos veinticinco locales fragatinos son 34. Con ello, se pone en valor un producto -la fruta dulce de la zona- que han utilizado y utilizan en sus cartas cocineros de la talla de Ferran Adrià o Carme Ruscalleda. El primero de ambos empleó melocotones Sweet Cap para elaborar la fondue de melocotón Melba con la que despidió su etapa al frente de El Bulli y la segunda ofrece en su restaurante San Pau de Sant Pol de Mar un sorbete de paraguayos.

En Fraga, y durante los cuatro días del Festival de la Fruta Dulce los asistentes podrán disfrutar de creaciones elaboradas con el mismo ingrediente protagonista- la fruta- por los restauradores y barmans locales.

Consulta aquí más noticias de Huesca.