La CEM aboga por la colaboración público-privada y pide que no se vea al empresario "de forma sospechosa"

González de Lara ofrece la ayuda de la entidad que preside para buscar inversores que pongan en marcha actuaciones paralizadas
Baños del Carmen
Baños del Carmen
EUROPA PRESS

El presidente de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), Javier González de Lara, ha abogado por la colaboración público-privada para el desarrollo de iniciativas pendientes y ha pedido a las administraciones y a los ciudadanos que tengan "mayor confianza" en el empresario, "facilitándole el acceso y no poniéndole tantas trabas en el camino". De hecho, ha reclamado que no se le vea "de forma sospechosa", ni que se piense que "se incorpora a un proyecto para ganar dinero porque no es así, las rentabilidades suelen ser a plazos muy largos".

"La colaboración público-privada es fundamental para sacar adelante proyectos que ahora mismo están no sólo cuestionados, sino que no son viables económicamente", ha manifestado a Europa Press el representante de la patronal malagueña.

Consciente de que, "hoy por hoy, el sector público no puede acometer las inversiones previstas", ha indicado que "la iniciativa privada está dispuesta a ayudar, siempre bajo unos parámetros de equilibrio y unos criterios lógicos de colaboración leal". Así, se ha ofrecido como responsable de la CEM a buscar inversores que pongan en marcha proyectos que estén paralizados.

Competencia desleal

"El empresariado lo que quiere es ayudar, cooperar y colaborar, pero también ocupar el espacio que le corresponde", ha apuntado, advirtiendo de que "ha habido mucha competencia desleal por parte del sector público hacia el privado, al realizar actividades que no le correspondían". Para el presidente de la CEM, "la Administración debe centrarse en la prestación de servicios al ciudadano y no en hacer actividades empresariales per se".

González de Lara ha afirmado también que "en muchas ocasiones se ha entendido lo destinado a infraestructuras más como un gasto que como una inversión", lo que ha tachado de "error", en tanto que "las infraestructuras generan una actividad económica y un empleo muy importantes".

Por todo ello, ha demandado a la Administración que "esa colaboración público-privada no sólo sea un término políticamente correcto, sino que se concrete", así como que "facilite el acceso del empresario a esa cooperación y no utilice la inversión de un proyecto como arma arrojadiza desde el punto de vista político".

Baños del carmen y auditorio

En cuanto a proyectos concretos, se ha referido a la remodelación de los Baños del Carmen y ha lamentado que "un proyecto tremendamente beneficioso para la ciudad de Málaga —en alusión al propuesto por los concesionarios del antiguo balneario—, que no va a costar ni un euro ni al sector público ni al ciudadano, esté siendo cuestionado por una serie de razones que no comprendemos".

"Se acusa al empresario de incorporarse a un proyecto para dar el pelotazo, cuando, sin embargo —ha especificado—, con la escasa financiación existente, con el precio del dinero, con los trámites burocráticos y con los tiempos de espera es imposible lograr una rentabilidad". "A veces las cuentas ni salen", ha asegurado.

También ha mencionado el auditorio del puerto, paralizado ante la falta de financiación, y ha declarado que "hay muchas fórmulas de colaboración" para su desarrollo; ejemplos de puertos deportivos, o el proyecto para la integración en la ciudad del río Guadalmedina. Según González de Lara, "se trata de actuaciones que si no cuentan con capital privado, no se podrán desarrollar".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento