Edificio Kneset
Edificio Kneset Beny Shlevich / WIKIPEDIA

La bandera palestina fue izada este miércoles por primera vez dentro del Parlamento israelí (Kneset) con motivo de un inusual encuentro entre una delegación oficial del movimiento nacionalista palestino Al Fatah y del lobby pacifista israelí, informaron a Efe fuentes parlamentarias. "Esta es la primera vez que la bandera palestina está al lado de la israelí dentro de la Kneset", dijo Nurit Kenner, portavoz del diputado laborista que encabezó la iniciativa, Hillik Bar.

El inusual encuentro, aprobado por el presidente palestino, Mahmud Abás, tiene por objetivo apoyar las negociaciones de paz que acaba de reactivar en Washington el secretario de Estado de EEUU, John Kerry.

"Treinta y cinco parlamentarios y ministros israelíes recibieron a una delegación palestina encabezada por el parlamentario Abdalá Abdalá, que les invitó a seguir los contactos en Ramala", agregó la portavoz. En las dos últimas décadas dirigentes palestinos han visitado a sus colegas israelíes en casi cualquier parte de Israel, pero se abstenían deliberadamente de entrar en el Parlamento por considerarlo una suerte de reconocimiento de la soberanía israelí.

Es excitante ver las banderas (israelí y palestina) una junto a la otraSegún un comunicado de los organizadores, Abdalá destacó que la invitación a Ramala procedía del presidente Abás. Abdalá subrayó que era "excitante ver las banderas (israelí y palestina) una junto a la otra", y que las dos partes debían "comprometerse con unas negociaciones que den vida a una asociación entre dos naciones iguales". "Nuestro objetivo es vivir como vecinos en dos estados al oeste del río Jordán. Ninguno de nosotros va a desaparecer de aquí y por lo tanto es necesario trabajar duro para alcanzar un acuerdo", indicó el parlamentario palestino.

Participantes

Por su parte, Bar recordó que los diputados presentes representaban a casi un tercio de la Kneset y "a la mayoría que apoya la solución de dos estados". Aseguró que seguirá trabajando al frente del lobby pacifista para "erradicar los obstáculos que los extremistas de ambas partes han colocado en el camino" de israelíes y palestinos.

Entre los participantes israelíes estaban la ministra de Salud, Yael German, y el titular de Medio Ambiente, Amir Peretz, así como una treintena de diputados de los partidos Yesh Atid, Laborista, Meretz, Hatenuá y Jadash.

"El encuentro es una fuerte muestra de apoyo a la reanudación de las negociaciones que (...) trata de alentar a los liderazgos de ambos pueblos a negociar y destinado a establecer un foro de diálogo entre las sociedades israelí y palestina", subrayaron los organizadores en su comunicado.

Facilitado por el movimiento One Voice, una iniciativa fundada en 2002 por el mexicanoestadounidense Daniel Lubetzky, el evento fue organizado por el Lobby para la Resolución del Conflicto Árabe-Israelí, el mayor del Parlamento israelí con más de 40 diputados, un tercio de la cámara.