El coordinador General del Área de Arqueología y Paleontología del Institut Valencià de Conservació i Restauració de Béns Culturals (IVC+R), de la Generalitat Valenciana, Rafael Martínez Valle, se ha referido a la Cueva de Altamira como uno de los "descubrimientos" que potenciaron "el estudio del arte rupestre en España", por lo que "es necesario hacer un esfuerzo por articular medidas de conservación efectivas", entre las que se encuentra en su opinión el evitar "la reapertura de la cueva al público, lo que supondría -ha dicho- un problema importante de conservación".

Según Martínez, Altamira es "un icono único y excepcional en el arte rupestre mundial", donde "concurren numerosas problemáticas" que afectan a su equilibrio, por lo cual "hay que orientar todas las políticas para que desaparezcan las complicaciones y dentro de unos años se conserve igual o mejor" que en la actualidad.

Como dato alentador para el estado de la cueva, el investigador del IVC+R indicó que "en los últimos años" se tiene especial conciencia de la importancia del yacimiento y se han llevado a cabo acciones de prevención, "como la creación del Museo de Altamira", que goza de valiosos "recursos expositivos y divulgativos que dan respuesta a la demanda social" que tiene este entorno.

Así lo ha resaltado en el seno del Curso de Verano de la Universidad de Cantabria (UC) 'El arte paleolítico en el siglo XXI: teoría, metodología y proyección social', dentro del cual pronunciará esta tarde, en la biblioteca Juan de Zorrilla San Martín-Fundación Orense de Ramales de la Victoria, la conferencia 'El Arte Rupestre del Arco Mediterráneo. Patrimonio Mundial'.

El experto arqueólogo ha afirmado que "España mantiene un nivel de excelencia en investigación dentro de Comunidades Autónomas, universidades y museos a la altura de Europa".

El estudio de la prehistoria y del arte rupestre, "de larga tradición en España", "no es una faceta aislada al resto de los componentes de nuestra sociedad" que soportan los efectos de la crisis, y "la investigación en nuestro país se ha visto mermada", pero aún así la calidad se conserva y se siguen "creando centros de investigación vinculados al descubrimiento de yacimientos de arte rupestre", muchos de ellos, Patrimonio de la Humanidad, subrayó Martínez.

Patrimonio mundial en el arco mediterráneo

En relación a la conferencia 'El Arte Rupestre del Arco Mediterráneo. Patrimonio Mundial', el coordinador del Área de Arqueología y Paleontología del IVC+R, explicó que el Arco Mediterráneo es "un terreno muy extenso que abarca desde las sierras del Prepirineo de Huesca hasta la Andalucía oriental" y cuenta con "757 lugares con arte rupestre Patrimonio Mundial".

Martínez añadió que el IVC+R tiene "la labor de conservar este patrimonio", que "disperso por una geografía muy amplia y situado en abrigos expuestos a la intemperie", está "más expuesto a problemas ambientales" que si estuviera cubierto y es "más propenso al vandalismo", inconvenientes a los que se enfrenta el Institut Valencià de Conservació i Restauració de Béns Culturals.

Sin embargo, Martínez Valle señaló que "por fortuna", "el nivel cultural de la sociedad ha mejorado, de manera que valora más este patrimonio", haciendo por "conservarlo y protegerlo".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.