Quién es quién en las conversaciones de paz entre Israel y Palestina

  • Tzipi Livni: una ministra con amplia experiencia negociadora y de gobierno.
  • Saeb Erekat: veinte años al frente del equipo negociador palestino.
  • Martin Indyk: experto estadounidense en los errores del proceso de paz.
El secretario de Estado de EE UU, John Kerry (i-atrás), le da la bienvenida el 29 de julio de 2013, en el Departamento de Estado en Washington, D.C. (EE UU), a las delegaciones de Israel y Palestina, previo a la inauguración de las conversaciones de paz, estancadas desde 2010.
El secretario de Estado de EE UU, John Kerry (i-atrás), le da la bienvenida el 29 de julio de 2013, en el Departamento de Estado en Washington, D.C. (EE UU), a las delegaciones de Israel y Palestina, previo a la inauguración de las conversaciones de paz, estancadas desde 2010.
EFE/MIKE THEILER

Negociadores israelíes y palestinos pretenden mantener conversaciones de paz durante al menos nueve meses con el objetivo de alcanzar un acuerdo de paz, con una obligada prudencia tras décadas de fracasos.

El secretario de Estado de EE UU, John Kerry, presidió este lunes frente a los negociadores israelíes y palestinos la cena del "iftar", que abre esta nueva oportunidad para alcanzar la paz en Oriente Próximo.

El encuentro informal tiene como objetivo servir de primer acercamiento y establecer una atmósfera de confianza entre los representantes enviados por el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y el presidente de la ANP, Mahmud Abbas.

Tzipi Livni, ministra israelí

Actual ministra de Justicia y responsable de las negociaciones con los palestinos en el Gobierno de coalición formado por Benjamín Netanyahu, ha sido titular de diferentes carteras en dos ejecutivos. Con amplia experiencia de gobierno, fue ministra sin cartera, de Agricultura y Desarrollo, Inmigración, Vivienda y Justicia en el ejecutivo liderado por Ariel Sharon (2001-2005) y después ya con Ehud Olmert como primer ministro (2006-2009), éste la situó al frente de la diplomacia israelí en enero de 2006.

Como ministra de Exteriores negoció en agosto de 2006 con el entonces secretario general de la ONU, Kofi Annan, el cese de hostilidades entre Israel y la guerrilla libanesa Hizbulá tras la resolución 1701 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.También como titular de la diplomacia israelí se reunió en numerosas ocasiones con la entonces secretaria de Estado de EE UU Condoleezza Rice, la mayor parte de ellas en Jerusalén, con quien trató de reactivar el proceso de paz con los palestinos paralizado desde el año 2000.

Tzipi Livni.

Abogada de formación, Livni (Tel Aviv, 1958), formó parte del servicio de espionaje Mosad entre 1980 y 1984, y en 1999 fue elegida por primera vez diputada de la Kneset, donde trabajó en los Comités de Justicia y Leyes y del Desarrollo de la Mujer.

Años después y de la mano de Ariel Sharón, se adhirió al partido Kadima cuando éste decidió abandonar el Likud en noviembre de 2005 y tan sólo un mes antes de que Sharón sufriera un infarto cerebral.

El 18 de septiembre de 2008 fue elegida presidenta del gobernante Kadima en sustitución de Olmert -que estaba implicado en varios casos de corrupción-, lo que le allanó el camino para presidir el ejecutivo israelí cuando éste presentó su dimisión el 22 de septiembre.

En lo que los analistas consideran el mayor error de su carrera política, Livni no alcanzó un acuerdo con la formación ultraortodoxa Shas, que le exigía mayores presupuestos para sus instituciones religiosas, y tuvo que convocar elecciones. Tampoco lo logró cuando el 10 de febrero de 2009 el Kadima ganó las elecciones legislativas por tan solo un escaño de diferencia (28) frente a los 27 que obtuvo el Likud de Netanyahu, quien logró el mandato para formar gobierno.

Cuatro años al frente de la oposición desgastaron su imagen política y en marzo de 2012 perdió el liderazgo del Kadima y abandonó la política. Meses después, ante la convocatoria de elecciones anticipadas, creó un nuevo partido de corte liberal, "Hatnuá" (El Movimiento), con el que consiguió 6 escaños en las elecciones de enero de 2013.

Autodefinida como una derechista pragmática, en marzo de 2013 se incorporó como ministra de Justicia al gobierno de coalición encabezado por su rival Netanyahu, con la condición de que también la hiciera responsable de las negociaciones de paz con los palestinos.

En círculos próximos al primer ministro suelen recordar en ese sentido que las decisiones las toma únicamente él, y la presencia en Washington del abogado Itzjak Moljo, hombre de confianza de Netanyahu, está destinada a impedir cualquier iniciativa individual por parte de Livni.

Saeb Erekat, el negociador palestino

Saeb Erekat participó en 1993 en el primer proceso de paz con los israelíes, en el que tuvo un papel relevante en los acuerdos de Oslo II de 1994 que dieron vida a la autonomía palestina en Gaza y Jericó.

Su carrera como negociador la comenzó en la Conferencia de Paz de Madrid (1991) y hacia finales de 1994 el entonces presidente palestino Yaser Arafat lo nombró ministro de Administración Local en el primer gobierno provisional palestino. También le designó negociador jefe y encargado de preparar las primeras elecciones palestinas de enero de 1996.

Formado en Estados Unidos e Inglaterra en Estudios de la Paz, campo de investigación de su doctorado, Erekat ha estado desde entonces, y con la única excepción de varios meses en 2003, al frente de las negociaciones con Israel, donde es respetado en la izquierda como un negociador serio y detallista, aunque también duro.

Saeb Erekat.La derecha israelí le percibe con desconfianza por declaraciones a favor de un estado binacional que elimine el carácter judío de Israel.

En septiembre del año 2000 tras estallar la segunda Intifada, las negociaciones se estancaron, aunque a lo largo de 2001 y 2002 Erekat encabezó diferentes iniciativas para reactivarlas. En abril de 2003 fue nombrado ministro para las Negociaciones con Israel tras la remodelación ministerial llevada a cabo por Arafat y que incluía como novedad el nombramiento de Mahmud Abás como primer ministro de la Autoridad Nacional Palestina (ANP).

En mayo de ese año presentó su dimisión a Abás tras enterarse de que no formaba parte de la delegación palestina que días después se reuniría con el primer ministro israelí Ariel Sharón, pero en noviembre retomó su cargo una vez que Arafat situó a Abu Alá al frente del Ejecutivo tras desatarse una crisis en la ANP.

Bajo su gestión, en noviembre de 2005, se firmaron los acuerdos de apertura del paso de Rafah, fronterizo con Egipto, por el que por primera vez los palestinos podían controlar una frontera exterior.

Dos años más tarde, en noviembre de 2007, participó en la conferencia de paz que se celebró en Anápolis (EEUU) bajo la mediación del entonces presidente George Bush pero que terminó en fracaso al no ponerse de acuerdo las partes sobre las fronteras de dos estados y comenzar la operación israelí Plomo Fundido en Gaza.

La llegada del demócrata Barack Obama a la Casa Blanca en 2009 abrió nuevas posibilidades para negociar de forma que el 2 de septiembre de 2010 comenzaron en Washington negociaciones directas entre Israel y la ANP aunque estas duraron únicamente tres semanas.

Erekat (Jerusalén 1955) dimitió el 12 de febrero de 2011 debido a la filtración a la cadena Al-Yazira y al diario británico The Guardian de documentos confidenciales sobre las negociaciones con Israel en la pasada década. Sin embargo, siguió actuando como representante oficial palestino ante Israel, como el 17 de abril de 2012 cuando intentó reactivar el proceso al entregar una carta de Abas a Netanyahu con unas condiciones previas.

Casado y padre de cuatro hijos, Erekat se ha ganado estos últimos veinte años una gran reputación y prestigio a nivel mundial como negociador y diplomático palestino, y disfruta de la confianza de Estados Unidos y la Unión Europea como interlocutor.

Martin Indyk, el negociador de EE UU

Martin Indyk, nombrado este mismo lunes como enviado especial de EE UU en las conversaciones entre israelíes y palestinos, fue la mano derecha del expresidente Bill Clinton en su esfuerzo de paz en 2000, y tiene ahora por delante el reto de evitar que el nuevo diálogo repita los errores de aquella cumbre.

A sus 62 años y tras más de una década apartado del Gobierno estadounidense, Indyk retoma la que, en palabras del secretario de Estado John Kerry, es "la misión de su vida": allanar el camino hacia una solución de dos estados para Israel y los palestinos. "Él sabe lo que ha funcionado y lo que no ha funcionado, y sabe lo importante que es hacer esto bien", dijo Kerry al anunciar su designación.

Martin Indyk.

Exembajador en Israel y encargado de Oriente Próximo en el Departamento de Estado entre 1997 y 2000, Indyk cuenta con "una experiencia que le ha ganado el respeto de ambas partes" y una virtud clave para el avance de las negociaciones: "es realista", aseguró Kerry.

Ambas cualidades se pusieron a prueba en la cumbre de paz de Camp David en 2000, cuando Indyk capitaneó el esfuerzo de Clinton por arrancar un acuerdo de paz entre el primer ministro israelí, Ehud Barak, y el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Yasser Arafat.

Durante buena parte de la última década, Indyk se ha dedicado a diseccionar los motivos de aquel fracaso, primero como académico del centro de estudios Brookings y más tarde como vicepresidente de esa institución, que hoy abandonó. "El enfoque estadounidense en Oriente Próximo demostró una preocupante ingenuidad, que era en parte inocencia, en parte ignorancia y en parte arrogancia", escribió Indyk en su libro de memorias "Inocentes en el extranjero", publicado en 2009.

El diplomático consideró además que el equipo estadounidense era demasiado suave y "no dejaba de echarse atrás", algo que "Barak y Arafat sólo podían interpretar como una señal de debilidad".

Si escucha sus propios consejos, puede esperarse que Indyk sea en esta ocasión más firme y que procure mantener las conversaciones en secreto, fiel a su opinión de que "cualquier filtración alimentará el sistema político israelí" y sus críticas, por lo que es necesario dejar "que los resultados hablen por sí mismos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento