Ola de nacimientos
En España, Miriam fue la primera bebé del año 2007. (José Manuel Vidal / Efe) José Manuel Vidal / Efe

Los hospitales de Alemania han registrado un fuerte aumento en el número de nacimientos planificados esta semana, después de que entrara en vigor un generoso programa de asistencia del gobierno destinado a padres de recién nacidos.

Si no perjudica al bebé, ¿por qué no esperar?'

El gobierno, preocupado por el envejecimiento de la población, introdujo beneficios que ascienden hasta 25.200 euros para alentar a que las parejas que trabajan tengan hijos.

Pero sólo califican para el programa los bebés nacidos a partir del 1 de enero.

'Muchas mujeres que tenían partos programados el mes pasado pidieron postergarlos hasta esta semana', dijo Klaus Vetter, jefe de médicos del hospital Vivantes en el distrito Neukoelln de Berlín.

La cesárea, con una semana de retraso

'Para algunos, hay mucho dinero en juego y, de forma bastante razonable, se preguntan: 'si no perjudica al bebé, ¿por qué no esperar?'', dijo hoy después de practicar una cesárea.

El médico había aconsejado a la mujer que tuviera la operación hace una semana, en la semana número 38 de embarazo.

'Pero ella dijo que quería esperar. Había un pequeño riesgo pero todo salió bien. Es un niño saludable', agregó.

La baja tasas de natalidad es uno de los factores que dificultan el desarrollo de la mayor economía europea

'Yo pensaba, 'aguanta, aguanta, aguanta'', dijo Julia Gotschlich. Su bebé, Inka Angelina, nació el 1 de enero a la 1 a.m.

Pero Jessica Koch, cuyo bebé Nicolas llegó al mundo al 30 de diciembre, antes de lo programado, estaba decepcionada porque se perdió por poco el 'Elterngeld' (dinero por paternidad), por más que estaba contenta de haber dado a luz a un bebé sano.

'Llegó cinco semanas antes', dijo Koch en la cadena de televisión Sat-1. Jessica calculó que se perdió unos 900 euros al mes. 'Estoy segura de que habrá días en los que pensaré, 'maldición, esos 900 euros me hubieran venido bien''.

Consejos para atrasar el parto

Los medios alemanes han estado repletos de consejos sobre cómo las mujeres podían aplazar el parto hasta el 1 de enero: desde evitar la actividad física y sexual, hasta tomar magnesio y medicamentos homeopáticos.

Pero los expertos médicos instaron a que las mujeres embarazadas no tengan intervenciones médicas para aplazar los nacimientos, al advertir sobre posibles complicaciones, y dijeron que ese tipo de prácticas sólo tendrían algún impacto mínimo en el momento del parto.

Los beneficios económicos

Las licencias por maternidad pueden implicar el pago de dos tercios del salario mensual neto, hasta un máximo de 1.800 euros, durante 12 meses.

Si la otra parte de la pareja se toma dos meses adicionales, el beneficio se extiende a 14 meses.

Alemania tiene una población de 82 millones de habitantes pero las tasas bajas de natalidad significan que la edad está en aumento, lo que es visto como uno de los factores que dificultan el desarrollo de la mayor economía europea.