Los sindicatos del sector naval han apelado este lunes a la "presión social" para lograr que el Colegio de Comisarios de la UE adopte una resolución sobre el expediente del 'tax lease' que no obligue a la devolución de las bonificaciones fiscales aplicadas en la contratación de barcos, y han insistido en que "no hay más argumentos" que los que ya le han sido presentados al comisario Joaquín Almunia.

En declaraciones a los medios, tras participar en la reunión del Consello Social de Vigo, el portavoz de los sindicatos, Ramón Sarmiento (CC.OO.), ha recordado que "Almunia se quita la presión de encima" reclamando que se le presenten nuevos argumentos jurídicos para defender la posición del naval español. "Es la trampa de siempre, pero los argumentos son los que hay", ha señalado Sarmiento.

En esa línea, ha apuntado que "si hubiera nuevos argumentos, ya hubieran sido presentados", por lo que ha precisado que "se puede hacer una recopilación" de esas alegaciones, pero siempre en torno a los ejes básicos que defiende el naval: los principios de seguridad jurídica y confianza legítima.

Por otra parte, el representante de las centrales sindicales ha apuntado que los colectivos participantes en la reunión del Consello Social han coincidido en que "la presión social será determinante" para lograr que el comisario "cambie su decisión".

"La ciudad de Vigo ha demostrado ya otras veces que responde cuando identifica una causa común", ha recordado, en referencia a la manifestación convocada para el jueves, a las 20.00 horas, desde la Plaza de España hasta el edificio de la Xunta.

Acuerdo del consello

Tras más de hora y media de reunión, el Consello Social de Vigo, integrado por representantes de los grupos políticos, los sindicatos, el Puerto, organizaciones empresariales, vecinales y otros colectivos, ha aprobado una declaración institucional en la que muestra su apoyo a la industria naval, sin la que "no se puede concebir" ni la ciudad ni su economía.

En dicha resolución, también se manifiesta el "rechazo absoluto" a la propuesta del comisario Almunia, porque no se va a admitir "bajo ningún concepto" que haya que devolver esas bonificaciones. "No hay razón legal que lo avale", reza el comunicado, al tiempo que los colectivos insisten en reclamar para el naval vigués "el mismo trato que recibió Francia".

Por otra parte, este organismo consultivo ha instado tanto al presidente de la Xunta, como al presidente del Gobierno central a que defiendan esos argumentos ante las autoridades europeas, para evitar la devolución de esas cantidades. También reclaman a los dos ejecutivos que lleven la posición española ante el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso.

Finalmente, el Consello Social ha declarado su apoyo explícito a la manifestación convocada para el jueves.

EMPRESARIOS

Por su parte, los representantes empresariales han recordado que una devolución de las bonificaciones fiscales supondría la "desaparición irremisible" del sector naval, según asegura la Cámara de Comercio, además de arrojar una "sombra de inseguridad jurídica sobre las contrataciones de éste y otros sectores".

La Confederación de Empresarios de Pontevedra también ha subrayado que muchas empresas auxiliares dependen de la decisión que tomen los comisarios europeos, y ha apelado a los antecedentes jurídicos para que España reciba el mismo trato que Francia.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.