El letrado José María Sánchez de Puerta, que defiende a José Bretón en el juicio seguido contra él en la Audiencia Provincial de Córdoba, acusado del asesinato de sus dos hijos, Ruth (seis años) y José (dos años), ha pedido al jurado que obvie el "juicio paralelo" al que ha sido sometido su cliente en los medios de comunicación y en el que "ya ha sido condenado".

Sánchez de Puerta, quien ha presentado su informe final, ratificando la petición de absolución para Bretón, apoyándose para ello en los 22 puntos que constituyen los hechos justiciables recogidos en el auto dictado en su momento por el juez, ha subrayado que lo de que su cliente ideo la muerte de sus hijos "es solo una suposición", en el marco del "juicio paralelo, en el que la opinión pública ya ha condenado a Bretón, desde el mismo día de su detención".

Es más, el letrado entiende que a Bretón "se le ha satanizado por cualquier gesto" y se la ha presentado, en todo momento, "como a un verdadero monstruo", por lo que pedido a los miembros del jurado que se guíen "por lo que han visto y oído" en el juicio, en el cual, según Sánchez de Puerta, "no se ha demostrado" si los niños "han muerto y no se ha podido demostrar cómo estos niños murieron", aunque se hayan presentado varias suposiciones, tales como que los asfixió o que les suministró tranquilizantes.

Sin embargo, "ello no cabe en el Derecho Penal, en el que hay que precisar la causa exacta de la muerte", ya que, "puestos a suponer, por qué no decir que murieron a causa de un accidente, por un golpe de calor, por ejemplo", según se ha preguntado el abogado, quien ha destacado que "para saber si ha habido prevalencia o alevosía tenemos que saber la causa de la muerte", especialmente cuando, en este caso, debían haberse conservado "huesos enteros" y no los pequeños restos fragmentados hallados.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.