Viven solos, en edificios inaccesibles y sin mucha ayuda exterior. El informe Los mayores en la provincia de Córdoba, del Asesor del Ciudadano, alerta de que un 98% de las más de 134.000 personas mayores de 65 años que viven en la provincia no reciben ningún tipo de ayuda a domicilio.

El estudio revela además que sólo un 4% tienen servicio de teleasistencia en sus domicilios y que más de un 85% residen en viviendas calificadas de inaccesibles o poco adaptadas a sus necesidades. De hecho, uno de cada cuatro viven en edificios que no cuentan ni siquiera con ascensor. No obstante, el informe valora positivamente que durante este año ya se han concedido 709 subvenciones para la adecuación de las viviendas.

La soledad es otro de los problemas más acuciante de la tercera edad cordobesa. Un 19% vive solo, lo que provoca graves problemas de ansiedad y depresiones entre los afectados.

El informe apunta que en la mayoría de los casos este problema se produce en los pueblos más pequeños y en el norte de la provincia, donde se encuentra la población más envejecida de la provincia.

Más plazas de residencia

En este sentido, el Asesor del Ciudadano, Francisco García Calabrés, reclama la creación de más plazas de residencia en la provincia. En la actualidad existen 4.608 plazas, de las que 3.643 son privadas (1.014 concertadas con alguna Administración) y 965 totalmente públicas.

En el apartado económico, Calabrés pidió que todas las pensiones alcancen el salario mínimo interprofesional, que en España se sitúa en los 599 euros, ya que la media de las pensiones contributivas es de 545,16 euros.

Acerca de la Ley de Dependencia, afirmó que se trata de una norma «positivamente ambiciosa», y que lo importante es que lleve a efecto su articulación de forma rápida, ya que la ley «tiene un periodo de desarrollo hasta 2015».

El 59% es discapacitado

Francisco García Calabrés demandó ayer que se habiliten más transportes públicos adaptados a las personas mayores y que se aumente el número de voluntarios para atender, sobre todo, a los mayores con discapacidad, que son el 59% de los mayores cordobeses. Además, abogó por una ayuda a domicilio «de urgencia» para todas las personas que tengan enfermedades crónicas.