El presidente cántabro, Ignacio Diego, ha indicado que su Gobierno ya ha esbozado las líneas iniciales del plan de reindustrialización previsto y se las ha trasladado a un grupo representativo de empresarios de la comarca del Besaya, al tiempo que trabaja en más medidas complementarias que surjan del sector.

El jefe del Ejecutivo ha respondido así a preguntas de los periodistas sobre la petición de asociaciones y colectivos, como ATA y Apemecac, de medidas de reindustrialización urgentes, petición que Diego ha recibido "bien", pues, como ha dicho, "todos deseamos una más rápida reindustrialización", aunque ha precisado al respecto que "estas cosas no se improvisan". "No es bueno, además, improvisarlas", ha apostillado.

Ha comentado en este sentido que se trata de medidas a añadir a las que el Gobierno ya ha puesto en marcha, como las líneas de ayudas y crédito abiertas a través del ICAF y del BEI, o subvenciones a comercios, hosteleros y a través del Plan Innpulsa.

Centimo sanitario

Preguntado acerca de si en las propuestas que hay sobre la mesa estaría la reducción del 'céntimo sanitario', que grava con cinco céntimos el litro de carburante, Diego ha precisado que esta medida sería para un sector "muy concreto" e iría, además, enmarcada dentro de la reforma fiscal prevista de cara a los Presupuestos de Cantabria para el próximo año.

El compromiso, ha recordado, es analizar las medidas que se deben implementar para la reactivación económica, y la supresión del céntimo sanitario sería "muy sectorial, muy concreta", ha insistido.

En cualquier caso, el presidente del Gobierno ha pedido dejar trabajar a los técnicos para que, "sin ejercer ningún tipo de presión", sean ellos los que propongan sobre qué impuestos se debe actuar. Con todo ello, ha reconocido que "a todos nos gustaría" que se rebajase el 'céntimo sanitario', pues es un impuesto que afecta a la mayoría de la población.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.