La diputada regional y Portavoz de Bienestar de Foro en la Junta General del Principado, Esther Landa, ha lamentado este jueves los últimos datos del Observatorio de Dependencia, en los que "Asturias no sólo vuelve a suspender en su gestión de la Ley de Dependencia, sino que empeora su nota respecto al semestre anterior", pasando del 4,2 de diciembre al 3,8 actual.

Landa ha manifestado que "mientras la Consejera del ramo, Esther Díaz, se autoalaba en la aplicación de la Ley de Dependencia, las estadísticas vapulean con datos implacables su deficiente gestión". "Pese a que ha puesto en numerosas ocasiones su gestión como ejemplo, comparándose con otras Comunidades no gobernadas por el PSOE, los números nuevamente no acompañan sus declaraciones y evidencian el continuo retroceso en el que se encuentra Asturias en la aplicación de la ley", ha lamentado.

La diputada de Foro ha asegurado también que es "preocupante" que se hayan reducido los expedientes de los grandes dependientes (Grado 3), en más de un 14 por ciento. "Si bien es cierto que, lamentablemente, el retroceso en estos expedientes ha sido generalizado en nuestro país, nos encontramos muy por encima de la media. La media estatal de reducción es de un 8,26 mientras que la de Asturias supera el 14 por ciento", puntualiza.

Landa recuerda también que el desequilibrio existente entre prestaciones y servicios "continúa siendo alarmante". El 47,57 por ciento del total de prestaciones son pagas a familiares aunque la propia ley recoge la excepcionalidad de la prestación.

Promesas aparcadas

Y añade que "a pesar de que potenciar los servicios profesionales es uno de los compromisos del ejecutivo, parece que es otro de sus promesas aparcadas, ya que lejos de tomar medidas para corregir este desequilibrio, vemos cómo en su año de Gobierno, desde el 1 de julio del 2012 hasta ahora, se han incrementado los cuidados familiares en torno a 700 casos. Mientras tanto, la atención residencial continúa disminuyendo, representando tan sólo el 15,5 por ciento del total".

La portavoz de Bienestar de Foro también se pregunta cómo el Gobierno regional puede haber reducido los expedientes en el "limbo", es decir, aquellos que teniendo reconocido el derecho, se encuentran a la espera de recibir la prestación. "¿Cómo lo han hecho? ¿No había acaso en esos expedientes ninguno del grado 3?", plantea.

Ante estos datos, Landa ha asegurado por último que "la situación es tremendamente alarmante y los peores presagios que hablaban del fin de la Ley de Dependencia toman más eco en nuestra sociedad. Viendo como están las cosas, es lamentable y absolutamente inaceptable que el Gobierno del Principado continúe en su afán de engañar a la sociedad. Los números son los que son y evidencian una nefasta gestión, lo miremos por donde lo miremos y por mucha lectura favorable que nos intenten vender".

Consulta aquí más noticias de Asturias.