El vicepresidente y comisario de competencia de la Comisión Europea, Joaquín Almunia, ha afirmado este jueves que el 'tax lease' -programa de apoyo financiero y fiscal al sector naval- es incompatible con la legislación europea, y por lo tanto las ayudas se tendrán que devolver.

No obstante, Almunia ha aclarado que los astilleros no están obligados, ni "nadie les puede obligar", a devolver estas ayudas. Así, el comisario ha precisado en los desayunos de Nueva Economía Fórum que los agentes responsables de devolver estas ayudas son los que han participado como inversores en los grupos de interés económico -piezas del entramado del 'tax lease'- y los navieros y armadores que adquirieron finalmente los barcos que se fabricaron.

"Están tajantemente fuera de estas obligaciones de estas devoluciones los astilleros que construyeron los barcos y los bancos que actuaron como meros agentes financieros", ha zanjado el comisario, quien fue increpado durante el turno de preguntas por el presidente de los astilleros Pymar, Álvaro Platero, quien le ha advertido del riesgo de "muerte del sector".

A

Partir de 2005

En cualquier caso, Almunia ha precisado que corresponde a las autoridades españolas la decisión de determinar en que cuantía y quién debe devolver estas ayudas.

"Se trata de un problema de ayudas de Estado, que afecta a varios países, no sólo a España, y que en este país se viene arrastrando desde hace muchos años, casi desde el principio de ese programa, que en su día no fue notificado", ha apuntado.

En este sentido, Almunia ha recordado que la Unión Europea se pronunció respecto a un programa similar en Francia en 2006 y ha aclarado que no habrá obligación de devolver estas ayudas antes de 2005, que fue cuando se inició la investigación formal del caso francés y se considera que la inseguridad jurídica terminó al conocerse la postura de Bruselas respecto al asunto.

La decisión definitiva, EL 17

De julio

"Se han recibido varias quejas informales y también formales que hizo que abriéramos una investigación en junio de 2011 y la decisión sobre este tema se va a tomar el próximo 17 de julio. Yo soy el responsable de hacer esa propuesta", ha señalado.

Almunia ha enfatizado que un comisario no representa a su país, ni a un partido, ni tampoco a un sector. "Un comisario tiene que prometer que solo va a responder al Tratado Europeo y al interés general europeo, por más que conste en nuestro carné un determinado país de origen o tengamos un carné de partido o sindicato", ha asegurado.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.