Naplusa (Cisjordania)
Un militante de Hamás toma posiciones durante los enfrentamientos con Al Fatah en Naplusa (Foto: Efe) Alaa Badarneh / Efe
Un palestino murió el viernes y otros seis resultaron heridos en un nuevo enfrentamiento armado entre milicianos de Hamás y de Al-Fatah en la ciudad cisjordana de Naplusa.

 

Miembros de Hamás preparaban un mitin en Naplusa cuando fueron atacados por milicianos de Al Fatah
Testigos presenciales relataron que miembros del movimiento islámico preparaban un mitin político en la ciudad, con motivo del 19 aniversario de la fundación de Hamás, cuando fueron atacados por milicianos de Al-Fatah, desencadenando un tiroteo junto al campo de fútbol de la ciudad.

 

La víctima mortal ha sido identificada como Moin Hamuda, de 32 años, que ingresó en un hospital con una herida de bala en la cabeza y falleció en la mesa de operaciones, confirmaron fuentes hospitalarias.

Wael Hash-Shash, portavoz de Hamás en Naplusa, relató a la agencia palestina Maan, que en el tiroteo sus hombres capturaron a un miliciano de Al-Fatah de 20 años, a quien interrogan ahora para saber quien les dio la orden del ataque.

La oficina del presidente palestino, Mahmud Abás, informó que se ha ordenado el despliegue inmediato de las fuerzas de seguridad en la ciudad para calmar los ánimos.

Inestabilidad tras el alto el fuego

El incidente pone en tela de juicio la estabilidad del alto el fuego alcanzado el martes entre ambos movimientos, tras ocho días de violencia desenfrenada en Gaza.

 

Los raptores de un escolta del ministro de Exteriores podrían ser parientes de dos militantes de Al Fatah muertos el martes
En la noche del jueves, milicianos de Al-Fatah secuestraron a uno de los guardaespaldas del ministro de Exteriores, Mahmud A-Zahar, en un tiroteo en el barrio Sabra de Gaza.

 

Testigos aseguran que los atacantes eran familiares de dos militantes de Al-Fatah que murieron el martes en el mismo barrio a manos de Hamás.

Los dos grupos palestinos están enfrentados por las armas desde hace diez días, y el domingo decretaron una primera tregua que no aguantó.

El martes se anunció una segunda, rota unas horas después por la muerte de los dos militantes nacionalistas en el barrio Sabra de Gaza.

Desde entonces el nivel de la violencia se ha reducido considerablemente, pero son frecuentes aún los ataques entre uno y otro grupo.

Negociadores de Hamás y Al Fatah anunciaron esta madrugada que habían recompuesto la frágil tregua del martes después del secuestro de uno de los guardaespaldas del ministro palestino de Exteriores.