La Guardia Civil detuvo anteayer a un madrileño de 37 años, acusado de hacerse pasar por miembro de la banda terrorista ETA.

En varias llamadas telefónicas, el detenido había solicitado a una vecina de Nava del Rey la cantidad de 30.000 euros.