Es el argumento que sostiene el concejal de Urbanismo a la hora de defender la idoneidad de la rehabilitación de los jardines del paseo del Salón.

El proyecto contempla la eliminación de 38 árboles, que sobreviven «dañados, convirtiéndose en un peligro para el resto, asevera Luis Gerardo García Royo.

Sin embargo, el grupo municipal de IU cifra en 125 las unidades arbóreas señaladas en los planos de la actuación, que tilda de «despilfarro».

La rehabilitación de los jardines, según los técnicos municipales, supone el «desmontado de 38 árboles», en su mayoría casi arbustos, ubicados en parterres «enfermos y plantados indiscriminadamente».