Pero mientras los estudiantes descansan, los obreros aprovechan para realizar obras de mejora. Éste es el caso de cinco centros de Vigo. En el IES Álvaro Cuqueiro se va a reformar el pabellón, en el IES Santa Irene se cambiarán los ventanales, en el CEIP Coutada-Beade se renovará la carpintería y el suelo del gimnasio, en el CEIP A Doblada reformarán el gimnasio y en el CEIP Mestre Goldar sustituirán la cubierta y renovarán toda la carpintería.